Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

22 Sep 202110:05

Inditex aprende del Covid: dispara su margen con el primer trimestre más rentable en dos décadas

Entre febrero y abril, el margen bruto se ha situado en el 59,9%, sólo superado en la serie histórica por datos de terceros trimestre, los más rentables para el grupo.

10 Jun 2021 — 05:00
P. Riaño
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

Inditex aprende del Covid: dispara su margen con el primer trimestre más rentable en dos décadas

 

 

Lecciones aprendidas del Covid-19. Controlar las compras. Animar, en la medida de lo posible, las ventas con el apoyo del online. Trabajar con stock único. Y, todo ello, para mantener los márgenes. Inditex ha interiorizado al pie de la letra las lecciones que deja la crisis del coronavirus, con los tres primeros meses del ejercicio posterior al estallido de la pandemia como muestra. El primer trimestre de 2021 se convierte en el más rentable de las últimas dos décadas para la compañía presidida por Pablo Isla.

 

Inditex ha finalizado el periodo entre febrero y abril de 2021 con un margen bruto del 59,9%, el porcentaje más elevado conseguido en un primer trimestre en, como mínimo, las últimas dos décadas. Además, el margen bruto registrado en este periodo sólo es superado en la serie histórica por los márgenes logrados en terceros trimestres, en los que cada año Inditex registra sus mayores cotas anuales por el mix de producto.

 

En el primer trimestre de 2020, impactado totalmente por el punto álgido de las restricciones derivadas del Covid-19, el margen bruto de Inditex se situó en el 58,4%, frente al 59,5% del mismo periodo de 2019, el 58,9% de 2018 y el 58,2% de los tres primeros meses del ejercicio 2017.

 

 

 

 

Según explicó ayer Pablo Isla en la conferencia con analistas con motivo de la presentación de los resultados trimestrales, “estos resultados son la consecuencia de la integración de las tiendas con online, gracias a un trabajo muy, muy eficiente por parte de todos los equipos en todas las áreas de la compañía”. “Por supuesto, tiene mucho que ver con el trabajo de los equipos comerciales, tanto en el desarrollo de las colecciones como en la gestión del inventario en cada tienda en los diferentes mercados -prosiguió-; así como con la forma en que se está gestionando la compra”. “Y, finalmente, tiene mucho que ver con el trabajo de los equipos de online en su gestión centralizada del inventario”, agregó.

 

Es decir, animar las ventas con nuevo producto (en un trimestre con “nivel casi cero de promociones”, según Isla), gestionar el stock de forma centralizada (unificando la operativa on y off, en un momento de ajuste de la red física), mantener los costes a raya (“masivamente controlados”, este año, según se detalló a los analistas) y una política de compras adecuada al volumen de ventas.

 

Los gastos de aprovisionamiento y la flexibilidad de la cadena de suministro han sido “clave” para la evolución del margen bruto, que en el primer trimestre se ha elevado en 152 puntos básicos respecto a los tres primeros meses de 2020 y 47 puntos básicos respecto al mismo periodo de 2019.

 

 

 

 

Gracias a su modelo de fast fashion (aprovisionamiento en corto para reaccionar a la demanda) y a inversión tecnológica (la más relevante de todas, la plataforma abierta IOP) la empresa ha sido capaz de introducir y mantener la política de que su nivel de inventario reduzca su peso como porcentaje de las ventas, acompasando las compras al nivel de demanda durante los últimos tres ejercicios.

 

De hecho, esta fue la salvación de Inditex en el primer trimestre de 2020, cuando el Covid-19 frenó en seco las ventas en tienda: si sus ventas retrocedieron un 44,3%, sus compras lo hicieron un 42,8%.

 

Desde entonces, trimestre a trimestre, Inditex ha afinado este modelo. En el primer trimestre de 2021, el coste de ventas (las compras de mercancía) se han situado en 1.980 millones de euros, lo que supone un aumento del 44,1% respecto al primer trimestre de 2020 (cuando el coste de aprovisionamiento tocó el mínimo de 1.374 millones), mientras sus ventas se han elevado un 50%.

 

Además de comprar menos, la empresa logra tener menos stock, con un nivel de inventario que, tras la congelación de compras por el Covid-19, se ha elevado un 5% respecto al primer trimestre de 2020, pero se sitúa un 5% por debajo del de 2019. La gestión centralizada del inventario permite al grupo trabajar con un único stock para online y offline, dando respuesta a pedidos online desde las propias tiendas y reduciendo la necesidad de llevar a cabo descuentos para dar salida a la mercancía.

Publicidad
Comentar
Compartir
...