Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

12 Nov 201821:04

h Empresa

Caramelo: la vallisoletana Postquam compra la marca por medio millón de euros

La compañía de cosmética ha batido en la puja al diseñador gallego Manuel Bolaño, a Roberto do Rego, propietario de Do Rego&Novoa, y a Kangaroos. La primera se ha opuesto a la adjudicación argumentando que Postquam no estaba entre los primeros candidatos.

25 Oct 2017 — 05:00
Iria P. Gestal
Temas relacionados
Me interesa

Caramelo: la vallisoletana Postquam compra la marca por medio millón de euros

 

 

Caramelo por fin cambia de manos. El grupo vallisoletano Postquam, especializado en cosmética para el canal profesional, ha adquirido la marca gallega por 505.000 euros. La empresa ha batido en la puja al diseñador gallego Manuel Bolaño, a Roberto do Rego, copropietario de Do Rego&Novoa, y a la toledana Kangaroos.

 

Este es el punto final de un proceso que se ha alargado durante casi un año, y que no ha estado exento de polémica, pues algunos de los implicados han criticado en más de una ocasión la falta de transparencia.

 

La subasta final se celebró finalmente ayer en A Coruña. La puja de Postquam, propiedad de Santiago Tejedor, superó por apenas cinco mil euros a la presentada por la sociedad Kosu Nuno, cuyo administrador único es el diseñador gallego Manuel Bolaño.

 

 

 

 

Roberto do Rego, por su parte, pujó con cerca de 480.000 euros, Kangaroos con 468.000 euros y la empresa Transfleet Europa, con 362.000 euros. También participó en la puja Javier Cañás, quien fue hasta 2002 uno de los accionistas de referencia de la compañía, pero fue de los primeros en desmarcarse de la subasta.

 

Según fuentes cercanas a la operación, la empresa de Manuel Bolaño se ha opuesto a la adjudicación argumentando que Postquam no había presentado antes su solicitud. El juez tiene ahora cinco días para decidir si admite a trámite la objeción.

 

Los planes de Postquam pasan ahora por emprender de nuevo el desarrollo de la marca. La empresa se reunirá en los próximos días para definir la hoja de ruta, en la que se encuentra la incorporación de un diseñador y un director general.

 

 

 

 

“Hace diez años, yo no era nadie en el sector de la cosmética, y ahora somos una de las empresas líderes; quién nos dice que dentro de unos años no podamos tener un papel en el textil”, asegura Santiago Tejedor, director general de la compañía, a Modaes.es. El objetivo del grupo es desarrollar in house artículos como una línea de cosmética, y licenciar algunas en las que la compañía no tenga tanta experiencia.

 

La compañía, fundada en 1988, está especializada en cosmética y productos de peluquería y opera fundamentalmente a través del canal profesional, donde comercializa cerca del 80% de su producción. Otro 18% se distribuye en farmacias, perfumerías y El Corte Inglés con la marca Vida, de productos elaborados a base de vino, mientras que el 2% restante corresponde a la producción de marca blanca.

 

El grupo, presidido por Benito Tejedor, se ha expandido con PostQuam, su punta de lanza, con la que ya está presente en 71 países y opera también con las marcas Italian Design (mobiliario), Sanase (productos para spas), K-Whole (productos de peluquería), Seizen (cosmética) y Yahari Ackermann (aparatología y mobiliario).

 

 

 

 

En total, la compañía está presente en más de 42.000 peluquerías de España y 220.000 del mundo, y cuenta con oficinas comerciales en Portugal y Francia. Tras el país galo, sus principales mercados en el extranjero son Estados Unidos y China. El grupo factura en torno a cincuenta millones de euros y genera el 60% de sus ventas fuera de España.

 

Caramelo, por su parte, echó a andar en la década de los setenta de la mano de José Antonio Caramelo y Luis Gestal como una pequeña sastrería en A Coruña. La empresa, que llegó a emplear a un millar de personas, pasó a manos de Inveravante, el brazo inversor de Manuel Jove, en 2007.

 

En 2009, la empresa presentó su primer expediente de regulación de empleo (ERE), al que le seguirían otros dos en 2012 y 2014 en el marco de una profunda reestructuración. Finalmente, la empresa presentó su liquidación en octubre de 2016 y desde entonces se encontraba en la búsqueda de un comprador para la marca.

 

Según los últimos datos disponibles, Caramelo (participada en un 93% por Inveravante y en un 7% por la Xunta de Galicia) finalizó 2014 con una cifra de negocio de 13 millones de euros. Las previsiones de la empresa pasaban por crecer un 30% en 2015.

Publicidad
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...