Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

14 Dic 201721:58

¿Marca, moda y branding? Ecoalf

 

Muchas veces he escrito aquí que el trío marca-moda-branding no funciona como debiera en #modaEspaña. Que las empresas, que no marcas, no acaban de hacer bien su trabajo.

 

Confiaba que Caramelo hiciese sus deberes como se debe, pero veo que no. Su Atlantic Touch no es más que un concepto vacío. Mal. Es lo que tiene gestionar el branding en interno, que se confunde con renovar solo los textos de la web y hacer un vídeo de intro. Pues no. Branding es mucho más que eso.

 

Pero como ya me señalan bastante por escribir sobre los defectos de las empresas de moda de este país, hoy quiero hacer lo contrario a lo que les tengo acostumbrados, queridos lectores. Quiero empezar el curso hablando bien de una marca que me ha llegado al corazón. Se llama Ecoalf y me dice que la basura es una buena noticia. ¡Con lo que reciclamos en casa!

 

La descubrí por casualidad un día, buscando marcas nuevas como casos para mis presentaciones. Y me enamoré. Una marca #modaEspaña que, de verdad, cree en el branding y lo aplica. Más que bien merecido el reciente Premio Nacional de la Moda al Emprendimiento. Bravo por el padre de la criatura, Javier Goyoneche, a quien no conozco, y confieso que me gustaría. Gracias por demostrar que no estoy equivocada cuando digo que las marcas han de ser significativas para sus clientes, han de cambiar el mundo con su misión y han de generar contenidos relevantes.

 

Cuando leí su Manifiesto Tras(h)umanity casi lloro. Mensaje claro, directo al corazón, misión visionaria. Arquetipo Bienhechor, con toques de Rebelde me atrevería a decir (¿o de Creador?), catando la marca casi como si fuera un buen vino. Ya saben que el branding de arquetipos es lo mío, aunque desconozco si lo han aplicado. Pero da igual, porque es una marca coherente que tiene un camino muy bien trazado y a la que deseo más éxito del que ya tiene.

 

Ecoalf cumple con todas las premisas del branding de las que suelo hablar: tiene actitud branding (es inversión y no gasto); es moda pero no solo habla de moda (de hecho, habla de mucho más); su percepción está en sintonía con lo que la marca dice que es (al menos hasta donde yo sé); está enfocada; tiene un territorio propio en su categoría; está basada en valores (y lo deja muy claro); tiene una gran misión, un buen relato, una buena imagen, contenidos interesantes y gestiona rebien sus redes sociales.

 

¿Qué más puede pedirse? Por sacarle algún pero, para que no se diga que he perdido mi vena crítica, me gustarían dos cosas: que quedara más claro el personaje que la marca encarna; y verlo en acción en más campañas virales. De esas que te emocionan, que te llegan. Porque Ecoalf puede, y creo que debe explotar mejor su relato.

 

No he hablado de producto hasta ahora, porque siempre que hablo de branding doy por supuesto que el producto está a la altura de la marca. Si no, mal iríamos. En Ecoalf el producto nace de la necesidad de hacer tangibles sus valores y, así, cambiar el mundo. Materiales 100% reciclados para todos sus productos. El futuro de la moda, o, al menos, de una gran parte. Están en tendencia, y por llegar primero, si lo haces bien, tienes premio.

 

Queridas marcas #modaEspaña, si Ecoalf puede, vosotras también. Solo hay que querer dejar una huella en el mundo. Y eso se consigue pasando por el corazón de las personas.

 

Gracias, Ecoalf.

...