Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

17 Ene 201909:28

Cuca Solana: “Los grandes grupos cambiaron la noción de que la moda es cosa de locos”

Al frente de la Pasarela Cibeles (ahora Mercedes-Benz Fashion Week Madrid) desde el primer momento, Leonor Pérez Pita, también conocida como Cuca Solana, señala que el mayor hito del diseño de moda en estás últimas décadas es haberse puesto en valor.

10 Ene 2019 — 04:51
S. Riera
Especiales relacionados
Compartir
Me interesa

Cuca Solana (Mfwm): “Los grandes grupos cambiaron la noción de que la moda es cosa de locos”

 

 

Al frente de Pasarela Cibeles (ahora Mercedes-Benz Fashion Week Madrid) desde el primer momento, Leonor Pérez Pita, también conocida como Cuca Solana, recibió el Premio Nacional de la Industria de la Moda por su labor en la promoción del sector. La directiva, actual presidenta de la pasarela, recuerda cómo arrancó la moda en España, cómo se pasó de decir “esto es italiano, esto es francés” a “esto es Manuel Piña”, y como los grandes grupos, como Inditex, han contribuido en esta última etapa a dar mayor valor al diseño de moda y a cambiar la noción que se tenía de él, como cosa de cuatro locos.

 

Pregunta: Ante el nuevo escenario de la moda, dominado por la distribución y el fast fashion, ¿cree que el diseño de moda en España vive un buen momento?

Respuesta: La moda es como cualquier otro ámbito artístico: hay quien sube rápido y quien no sube. Pero creo que si uno mira hacia los que siguen trabajando… diría que sí, que es un buen momento. Porque hoy en día, el diseño de moda no está valorado sólo por un número pequeño de personas. Recuerdo que en 1985, cuando organizamos la primera pasarela, éramos sólo cuatro gatos que lo manejábamos todo. Y lo importante es que no sea un espacio para cuatro, sino al que acudan compradores, marcas y público final.

 

 

 

 

P.: ¿Es más difícil hoy que antes ser diseñador?

R.: En cada época, el diseñador ha tenido un papel. Cuando estaba en Galerías Preciados, en 1982, se acogió a cuatro diseñadores: Manuel Piña, Francis Montesinos, Paco Casado y Nacho Ruiz. Unos salieron mejor que otros, otros ya no están… Para el que es bueno, siempre es un buen momento.

 

P.: ¿La aparición de grandes grupos de moda truncó la carrera de diseñadores?

R.: Todo lo contrario. Los grandes grupos han ayudado a que el diseñador trabaje y también a cambiar la noción que tenía la gente del diseño y del diseñador, de que la moda era cosa de cuatro locos. Han puesto en valor la moda y el diseño.

 

P.: Aún hay mucha gente que sigue sin entender lo que se ve en los desfiles…

R.: Lo primero que hubo que hacer fue educar en lo principal: que lo que se ve en la pasarela es una manera de aderezar una colección, de convertirla en espectáculo. Creo que hoy ya se entiende así.

 

 

 

 

P.: ¿Cómo ha cambiado la función de la pasarela de 1985 al 2019?

R.: En 1985, la labor que teníamos por delante era mucho más dura, porque no había nada. Hoy, en cambio, la gente está informada y sabe valorar lo que ve. Antes la gente se enorgullecía de vestir moda italiana o francesa, ahora también de la española. Costó trabajo que alguien dijera: “Esto es Manuel Piña”.

 

P.: ¿Ha faltado apoyo mediático en la difusión de la pasarela y el diseño español de moda?

R.: De aquel primer desfile de Galerías Preciados en 1982, en lo que era el Museo de Arte Contemporáneo y hoy es el Museo del Traje, la periodista Lola Gavarrón tituló su artículo Cuando la moda es arte. Poco a poco, aquellos desfiles para cuatro enterados empezaron a tener promoción, a la vez que las prendas empezaban a verse en las tiendas, y la moda empezó a presentarse a la gente de la calle. ¿Recuerda la primera campaña que financió el Gobierno para televisión…? Decía algo así como Moda de España, vístela, quiérela. Todo aquello contribuyó a darla a conocer.

 

P.: ¿Cree que falta mayor apoyo institucional?

R.: ¿Más todavía…? Se está dando un apoyo a Mfwm que las demás pasarelas, sean en París o Nueva York, no tienen. La de Nueva York genera incluso dinero a sus organizadores, porque los diseñadores pagan por desfilar y pagan los gastos de sus desfiles.

 

 

 

 

P.: ¿Cómo ha evolucionado la pasarela desde sus inicios hasta hoy?

R.: La pasarela en 1985 era como un niño al que le han caído los dientes y hay que ponerle braquets. Con los años, aquel niño se convierte en un señor con los dientes bien puestos y de sonrisa maravillosa. Al final, la gente ve la pasarela como algo normal. Quizás ahora esté el see now buy now, pero le diré que en Galerías Preciados, en el 82, en esencia, también hacíamos lo mismo.

 

P.: ¿Por qué el circuito internacional continúa centrándose en París, Milán, Londres y Nueva York?

R.: Tienen más años de popularidad. En España empezamos más tarde. Podríamos decir que ellos se pusieron los braquets a los siete años y nosotros a los quince.

 

P.: ¿Cómo cree que puede evolucionar Mercedes-Benz Fashion Week Madrid?

R.: Hacia la consolidación de sus diseñadores.

 

P.: De toda su trayectoria al frente de la pasarela, ¿con qué momento se quedaría?

R.: Con el primer desfile: la carpa de circo de Teresa Rabal en la plaza Colón, un día que llovía a mares. La gente se peleaba por entrar, decían: “tengo derecho a entrar, soy español”. Fue un desfile en que Paco Casado no pudo desfilar porque le habían cosido las mangas al revés y Manuel Piña dijo que, si hacía falta, ¡él desfilaba dos veces! De la pasarela de hoy, me quedo con el apoyo de los tres principales patrocinadores, que son tres gigantes.

 

 

 

 

P.: Usted le dio nombre de Cibeles. ¿Le gustaría que la pasarela lo recuperara?

R.: No le voy a contestar a esa pregunta… Me ocupé de la pasarela directamente en 1986, poco después de que Gaudí hubiera surgido en Barcelona. No podíamos ser Pasarela de Diseñadores, era demasiado generalista. Propuse el nombre de Cibeles al comité de moda y les pareció genial. Ahora es Mercedes-Benz Fashion Week Madridy también está bien. Cada cosa tiene su momento.

 

P.: A pesar de que es un debate enterrado, ¿cree que en el futuro podría darse una alianza entre Madrid y Barcelona?

R.: Cada uno tiene lo suyo. Madrid llegó a ofrecerles venir incluso con su propio nombre, pero se negaron rotundamente. En la actualidad, internacionalmente es mucho más conocido Mercedes-Benz Fashion Week Madrid por el número de desfiles, de diseñadores consagrados y por su apoyo a los jóvenes.

 

P.: A pesar de la trayectoria y la transformación, a muchos diseñadores, incluso a consolidados, todavía les cuesta mantenerse en el mercado…

R.: Todo se andará. La reina viste diseño español y esto es muy bueno. Recuerdo que la mujer de François Mitterrand siempre iba de diseñadores franceses. Ellas son las mejores embajadoras. Pero a la pasarela y al diseño de moda en España aún le queda recorrido por hacer, cada día estamos con los braquets aún puestos en algo.

 

P.: ¿Qué representa recibir un galardón por parte de la industria?

 R.: Representa mucho para todos los que hemos estado y estamos en el mundo del diseño. 

Publicidad
Relacionados
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...