Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

08 Jul 202008:09

Look!

Giambattista Valli, de copiar a Saint Laurent a crear alta costura

26 Ene 2012 — 05:00
Modaes
Compartir
Me interesa

Giambattista Valli es un diseñador italiano nacido en Roma. Valli se educó en una de las escuelas vaticanas de la capital italiana y tuvo una infancia conservadora.

 

Su relación con la moda comenzó a una edad temprana: cinco años. Por aquel entonces, el creador dibujaba a los presentadores de televisión, que se emitía en blanco y negro, y trataba de adivinar los posibles colores de las prendas que vestían.

 

Tras finalizar sus estudios básicos entro en una escuela de arte, en la que utilizaba dibujos hechos por Yves Saint Laurent para crear sus esbozos. A partir de esos estudios, descubrió como una silueta proporcionaba a un diseñador cierta identidad.

 

Consiguió su primer trabajo en la industria de la moda con Cecilia Fanfani planeando los desfiles de costura en Roma. Valli también trabajó de relaciones públicas junto a Roberto Capucci, lo que le permitió pasar a formar parte del departamento de diseño de la firma.

 

Valli dio valor a su trabajo con Capucci enseñándole los matices de la relación entre el taller y el diseñador así como los aspectos técnicos fundamentales del color y del volumen.

 

Más delante, empezó a trabajar en firmas como Fendi y Krizia y, en 1997, fue contratado como director artístico de la división de prêt-à-porter de Emanuel Ungaro. En 2001, se encargó de las colecciones de Ungaro Fever.

 

De forma paralela a su trabajo en Ungaro, Valli inició su propia línea en marzo de 2005, con la licenciataria italiana Gilmar. La primera colección que presentó con su marca incluía vestidos de lunares y una falda burbuja. Estos diseños recordaban a los que Stefano Pilati creó para Yves Saint Laurent.

 

Durante el tiempo que trabajó en Ungaro, el diseñador comenzó a vestir a sus amistades, muchas de ellas famosas, lo que le reportó una base de fans considerable.

 

Con los años, Valli se ha ganado un sitio en el prêt-à-porter gracias a sus creaciones pero no fue hasta el año pasado cuando el diseñador entró en la Fédération Française de la Couture du Prêt-à-Porter des Couturiers et des Créateurs de Mode como creador invitado a los desfiles de alta costura.

 

Tras presentar una sola colección, los miembros de la Féderation de la Couture decidieron incluirle como miembro de pleno derecho de la institución. Esta misma semana, Valli ya ha presentado su segunda colección, la primera como miembro.

La semana look!
Publicidad
...