Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

27 Ene 202121:44

Luz verde a veinte despidos en Kina Fernández

28 May 2010 — 00:00
Compartir
Me interesa
Modaes.- El juez que se hace cargo del concurso de acreedores presentado por la firma gallega de moda Kina Fernández ha autorizado el despido de veinte de las cuarenta trabajadoras de la empresa. Volvoreta, la sociedad a través de la cual opera la diseñadora, presentó expediente concursal el pasado febrero.Los despidos afectarán a veinte empleadas de los talleres de confección de Volvoreta. Las trabajadoras percibirán una indemnización de veinte días por año trabajado, con un tope de doce mensualidades. Algunas de las empleadas llevan más de veinte años en la empresa.Según ha explicado la empresa a través de un comunicado, “la reducción de costes de producción mediante la disminución del número de sus trabajadores era una de sus necesidades imperiosas, para garantizar la continuidad”. Tras los despidos aprobados por el juez, Volvoreta cuenta con 26 trabajadores.Kina Fernández se vio obligada a entrar en los juzgados el pasado enero, tras fracasar las negociaciones que mantenía con las entidades financieras para renegociar su deuda. El pasivo de la compañía supera los 4,6 millones de euros. A partir de ahora, la empresa subcontratará su producción a talleres externos.
Publicidad
Comentar
Compartir
...