Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

22 Ago 201802:26

h Back Stage

2014, doce meses a través de los titulares de la moda

31 Dic 2014 — 09:00
Franc Marín-Camp
Compartir
Me interesa

El año de la recuperación fue también el de la expansión internacional de muchos de los grupos de moda españoles. Pero a la vez que las enseñas locales salían al exterior, un gran número de competidores extranjeros pisaban España por vez primera. El ejercicio 2014 fue un año de aniversarios, y también de despedidas. La industria de la moda lloró la perdida de varios de sus más ilustres diseñadores y empresarios.

 

 

 

ENERO, de los 40 millones de Alhokair por Blanco al centenar de tiendas de Tous y Desigual 

 

El año se puso en marcha aún con los efectos de lo sucedido en los meses anteriores. En enero de 2014, Blanco pasó oficialmente a manos del grupo saudí Alhokair en una operación de 40 millones de euros. El mismo importe es el que dedicó la cadena catalana Mango a la compra de un edificio histórico en la Gran Vía de Bilbao, a los que sumó dos inmuebles más en Madrid para potenciar su plan de desarrollo de macrotiendas. Zara, la cadena estrella de Inditex, puso en marcha en enero otro flagship store, con la apertura en la Zona Cero de Nueva York, un establecimiento con el que rozaba la decena de tiendas en Manhattan.

 

Otros dos grupos catalanes, Desigual y Tous, hicieron públicos sus planes de expansión con la apertura de cien tiendas al año hasta 2016, la primera, y con el objetivo de sumar otras cien tiendas en 2014, la segunda. En la industria textil, Dogi preparaba la entrada de Sherpa en su capital, con el despido del 20% de su plantilla y convocaba a sus accionistas para cerrar la venta del grupo.

 

El sector industrial comenzaba el año con malas noticias al conocerse la pérdida de 438 empleos en el textil, la confección y el cuero y el calzado en 2013. En cambio, en el comercio de moda se percibían señales para el optimismo: la caída de ventas del sector se había reducido a la mitad en el año que acababa de concluir. El Corte Inglés, único grupo de grandes almacenes que opera en el mercado español, reactivó su apuesta por la cadena Sfera, con aperturas en Asia, Oriente Medio y Latinoamérica. Una decena de marcas españolas del sector comenzaba el año trazando sus planes de expansión internacional con el foco puesto en mercados tan diversos como México, China, Alemania o Uruguay. El grupo sevillano Scalpers se alió con el socio de El Ganso en México, Sordo Madaleno, para abrir diez tiendas hasta 2016.

 

Pilar Batanero, especializada en moda infantil, también se fijó en el país norteamericano con su primera tienda en el mismo mercado. Marypaz ponía rumbo a Estados Unidos de la mano, precisamente, de Alhokair, mientras TCN creaba una filial en el país estadounidense para crecer en el mercado internacional. Oriente Medio fue la región elegida por BDBA para iniciar su expansión fuera de España con la apertura de siete establecimientos. Pretty Ballerinas abrió su primera tienda en China, al tiempo que Carrera y Carrera desembarcaba en Filipinas de la mano del socio de Tiffany y Cartier.

 

En cambio, Bimba y Lola ultimaba su entrada en un mercado más cercano, Alemania, mientras Bonnet à Pompon desembarcaba en el mismo país, además de Austria y Suiza. Pero la actualidad no estuvo sólo marcada por las salidas, sino también por la entrada al mercado español de nuevos competidores internacionales. Fue el caso de dos empresas italianas, Subdued, con una inversión de 1,5 millones de euros en cuatro aperturas en el país, e Italia Independent, que constituyó una filial para el mercado español.

 

L’Oréal eligió España para abrir su tercera tienda en Europa de su marca estrella L’Oréal París, y las multinacionales Burberry y Bestseller se reforzaban en el país: el grupo británico encomendaba a su filial española su desarrollo en Latinoamérica, mientras la multinacional danesa introducía otras dos marcas en el país. Los juzgados tuvieron entradas y salidas de empresas: Tino González y Pepe Botella entraron en concurso de acreedores. Charanga, por su parte, alcanzaba un acuerdo con sus acreedores.

 

 

 

 

FEBRERO, de la opa de Sherpa sobre Dogi al lanzamiento de Violeta por parte de Mango 

 

En el segundo mes de 2014, el fondo Sherpa Capital inició el proceso para tomar el control de Dogi, con una inversión que supuso la inyección de 1,26 millones de euros en la compañía textil. Fue también en febrero cuando, finalmente, se formalizó la venta de Blanco para pasar a manos de Alhokair. El grupo saudí se alió también con la canadiense Joe Fresh para entrar en España en el marco de su expansión internacional. Ese mismo mes fueron varias las compañías extranjeras que mostraron su interés en el mercado español.

 

Por un lado, la firma francesa Christian Dior inyectaba 13 millones en su filial en el país en plena búsqueda de local en Barcelona, al tiempo que Urban Outfitters confirmaba su entrada en España con su primera tienda en el sur de Europa. La italiana Max Mara amplió en dos millones el capital en su filial española, y la enseña de sastrería Canali abrió oficina en la capital catalana. En el mismo mes, Vente Privee presentó resultados con un crecimiento del 26% en el país y una facturación de 1.600 millones de euros.

 

Los juzgados siguieron trabajando: Caramelo y Sita Murt encaraban la salida de sendos concursos de acreedores. Mientras que la primera lo hacía con una quita del 80% de su deuda, la segunda se encontraba ya en negociaciones con sus acreedores. El baile de directivos continuó con el fichaje de Manel Adell, ex consejero delegado de Desigual, por parte de Privalia. La británica Marks & Spencer nombró como nuevo responsable de desarrollo de negocio a un ex directivo de Uterqüe, mientras Inside, Luxottica, Geox y Hoss Intropia reorganizaban sus equipos directivos con nuevas incorporaciones. La industria también dio noticias: Tous reordenó su capacidad productiva con una nueva fábrica en Sabadell (Barcelona), al tiempo que Sabitanex, proveedor de Inditex y Cortefiel, echaba el cierre en España y se trasladaba a Turquía.

 

Ese mismo mes fueron varias las compañías españolas que salieron a la conquista de nuevos mercados. Neck & Neck entró en Estados Unidos, Custo Barcelona desembarcó en Rusia y Pili Carrera se estrenó en Holanda. Los grupos españoles siguieron mostrando su interés por los mercados extranjeros: la moda local quintuplicaba sus ventas en China y Colombia desde el inicio de la crisis, según los datos publicados en febrero. En este sentido, Condor aterrizó en el gigante asiático, mientras Losan abría filial en Colombia para pilotar su expansión en Latinoamérica. Por otro lado, Shana se alió con el grupo chino Yueda para desembarcar en China y Oriente Medio.

 

 

 

MARZO, de la entrada de Eurazeo en Desigual al regreso de Liberto, Pulligan y Caramelo 

 

El negocio de la moda siguió dando titulares en marzo. Desigual abrió su capital a Eurazeo y captó 285 millones de euros para potenciar su salto mundial y reforzar su logística. Ese mismo mes, la empresa Ultra Cinco relanzaba la marca Buenos Liberto. Caramelo, por su parte, recibía la luz verde en su convenio con los acreedores, aproximándose al fin del concurso. Mientras tanto, las tensiones en la industria textil continuaron: el producto acabado rebajó las tensiones con el Consejo Intertextil Español (CIE) y aparcó la petición de un convenio propio.

 

No obstante, la guerra se radicalizó, y las patronales del punto y la confección (Fedecon y Aegp) amenazaron al consejo con ir a los juzgados e impugnar la constitución de la mesa de negociación del convenio sectorial. En España, el mes de marzo se llenó de entradas de nuevos operadores extranjeros. La estadounidense Steve Madden ultimaba en Marbella su primera apertura en España y la italiana Miroglio llegaba al país con sus tallas grandes. La holandesa Hema y la francesa The Kooples se estrenaban en el mercado español con sendas tiendas en Madrid, mientras One Distribution reubicaba su sede europea y se instalaba en Barcelona.

 

La italiana Kiton inauguró en el Paseo de Gracia su primera tienda en el país, y la griega Follie Follie daba a conocer sus planes de abrir cien puntos de venta en 2014 para crecer en el mercado español. Otra de las enseñas que se encontraba ultimando sus planes en España fue Céline, propiedad del grupo de lujo LVMH, con negociaciones para abrir tiendas en Madrid, Barcelona y Marbella. Pero también hubo quien se fue; la italiana Camicissima liquidó su sociedad en el país y abandonó el mercado, y Loewe trasladó a París su departamento de diseño. En cuanto a los planes de expansión de los grupos españoles, Equivalenza aterrizó en Grecia mientras Inside se abría paso en Polonia. La alicantina Panama Jack también impulsó su crecimiento fuera del país con el desembarco en Canadá y Rusia, Mayoral abrió filial en Shanghái, y Ecoalf entró en Japón y en China de la mano de Galeries Lafayette.

 

Ese mismo mes se conocieron los resultados del gigante de la moda española: Inditex había ganado un 1% más en 2013, alcanzando una facturación de 16.724 millones de euros. Otro de los pesos pesados, El Corte Inglés, se reforzó en moda con una red de tiendas especializadas en lencería.

 

 

 

 

ABRIL, de los resultados récord de Primark en España a la ruptura del CIE 

 

La irlandesa Primark fue una de las protagonistas del mes de abril: había disparado su beneficio un 26% en el primer trimestre, con un crecimiento del 14% impulsado por los buenos resultados en España. Precisamente en este mercado, la compañía superó el gigante sueco H&M, alcanzando unas ventas de 714 millones de euros en 2013. En el cuarto mes del año se conocieron también los resultados de Mango, que en abril abrió una macrotienda en Kiev en plena guerra en Ucrania. La compañía catalana alcanzó en 2013 unas ventas de 1.846 millones en 2013, y elevó su beneficio un 9% aquel año.

 

En España, otro conflicto azotaba el sector: la Federación Española de Empresas de Confección (Fedecon) y la Agrupación Española del Género de Punto (Aegp) provocaron un cisma en el Consejo Intertextil Español (CIE), abandonando la unión patronal más importante de la industria de la moda española, que había permanecido junta desde hacía 35 años. Y nuevamente los juzgados siguieron concurridos por enseñas de moda, con los concursos que las catalanas Messcalino y Torras presentaron para asegurar la viabilidad. Por otro lado, Inditex y Desigual reorientaron parte de sus negocios.

 

El gigante gallego relanzó Uterqüe con una nueva imagen para llevarla a la rentabilidad. A su vez, vio cerrar temporalmente las franquicias de Zara en Venezuela por desabastecimiento, y se vio involucrado en un proceso en Brasil por las condiciones laborales de un proveedor en el país latinoamericano. Desigual, por su parte, cambió su estrategia en China y cerró sus tiendas para apostar por los corners y la venta online.

 

Entre las marcas españolas que salieron al extranjero destacan Loreak Mendian, que llevó sus artículos a Francia, Alemania y Bélgica; Luxenter, que se encontraba ultimando su desembarco en Rusia; Paco Herrera, que despegó en China con un centenar de corners; Aristocrazy, con una veintena de aperturas en Guatemala, Dubái y Rusia; Pretty Ballerinas, que desembarcó en Roma y Bangkok, y Shana, que abrió filial en Estados Unidos para llevar a Los Angeles su cadena Double Agent. Praedium engrosó su cartera industrial con la adquisición de Montefibre Hispania. Ese mismo mes, la industria de la moda confirmó su bonanza en el empleo: 2,5% más de trabajadores en abril.

 

 

 

 

MAYO, de la compra de Dayaday por  Tous al cambio de rumbo en las cuentas de Adolfo Domínguez 

 

La primavera estuvo llena de compraventas. El grupo de joyería Tous proyectó en el quinto mes del año la apertura de una treintena de tiendas de Dayaday, tras la compra de la marca. La política de adquisiciones estuvo presente también en los planes de negocio de Pronovias, que trazó un plan estratégico para 2020 basado en las compras, al tiempo que presentaba sus resultados de 2013: registró una caída de las ventas del 3% y ganó 49 millones de euros. En mayo, el grupo nupcial fichó a una ex directiva de Inditex y Guess para dirigir su red mundial de tiendas.

 

Adolfo Domínguez también presentó resultados, logrando rectificar el rumbo y reduciendo sus pérdidas a la mitad al cierre del anterior ejercicio. La expansión internacional estuvo muy presente, con la conquista de nuevos mercados por parte de Es, que desembarcó en Brasil; La Portegna, que abrió en Londres; Carrera y Carrera, que puso en marcha una filial en Emiratos Árabes; El Ganso, que inauguró en Holanda; Desigual, que abrió en Omán; Lodi, que entró en Corea del Sur, China y Japón, y Textil Lonia, que puso un pie en Silicon Valley. Aquel mes, Inditex llevó Stradivarius a Japón y consolidó la presencia de Pull&Bear en Italia y Holanda. Tous, por su parte, logró subirse a la pasarela de Miami al tiempo que potenciaba su presencia en Latinoamérica y Estados Unidos. En paralelo, otros grupos reducían su presencia a la mínima expresión.

 

En mayo, la enseña de complementos Urbaks hacía marcha atrás con el cierre de sus tiendas en Portugal y Turquía, y el grupo chino Siu echaba el cierre a su oficina en España tras romper con Armand Basi. En la industria, el fondo Sherpa Capital barrió por completo la deuda de Dogi, y se predispuso a reflotar la empresa, mientras Tejidos Royo reordenaba su estructura societaria y absorbía a su filial de confección Royo Garments. El director general de Castañer abandonó la compañía, y el director de Primark en España fue colocado al frente de la expansión del grupo en Estados Unidos.

 

A nivel internacional, Bestseller se alió con Ripley para entrar en China, Perú y Colombia, y Burberry dio paso a Christopher Bailey como nuevo consejero delegado. Fue también en mayo cuando el gigante Amazon lanzó en España su tienda de moda, avivando la pugna en el ecommerce, y cuando Barcelona acogió, recién llegado de París, el salón Denim by Première Vision, batiendo récords con 4.500 visitantes en dos días.

 

 

 

 

JUNIO, de la salida de Isak Halfon de Mango al primer director creativo de la historia de Camper 

 

Los cambios en las cúpulas empresariales continuaron en junio. Mango perdió a su directivo de expansión Isak Halfon, y colocó a un ex de Privalia al frente de su desarrollo internacional. Los movimientos en los grupos de moda siguieron con el fichaje, por parte de la mallorquina Camper, de Romain Kremer como primer director creativo del gigante del calzado. Fue en este mes cuando Blanco recuperó el volumen de producción previo al concurso y relanzó su actividad. La cadena madrileña estrenó la etapa Alhokair con una ronda de veinte aperturas en Oriente Medio.

 

Al mismo tiempo, el grupo Cortefiel entraba en el punto de mira de fondos y grupos de inversión gracias a la recuperación de su negocio. Inditex remodeló su aprovisionamiento con un nuevo cluster productivo en el Sudeste Asiático, y Textil Santanderina reforzó su cadena productiva con una inversión de 3,5 millones de euros. Compañías como Gocco o Spagnolo conquistaron nuevos mercados en Latinoamérica.

 

Magrit entró en Europa del Este y Oriente Medio, y Aïta desembarcó en República Dominicana y Filipinas, al tiempo que El Ganso se estrenaba en Alemania. En sentido contrario, la joyería asequible de Swarovski aterrizó en España de la mano de Lola & Grace, y la cadena de moda Festa retomó su crecimiento con cinco nuevas tiendas tras abandonar el concurso de acreedores. La italiana Diesel trasladó a Italia la gestión de su negocio en España tras la salida de un directivo histórico. Sin directivo quedó también la filial española de Levi Strauss, que pasó a dirigirse desde Francia.

 

Otros de los ejecutivos en caer fue Carlos Sagalés, uno de los más antiguos de Custo Barcelona. En junio, un incendio en el centro logístico de Asos provocó el cierre temporal de la plataforma británica. El mismo mes entraron en los juzgados la plataforma de venta online Iskoa, dos años después de su lanzamiento, y el grupo valenciano de calzado infantil Cuquito.

 

 

 

 

JULIO, del split de Inditex al regreso frustrado de Bread & Butter a Barcelona 

 

En verano, la junta de Inditex dio luz verde al split de las acciones del grupo. Tras el acuerdo, el valor de los títulos se dividió entre cinco. Con esta medida, el gigante gallego quiso aumentar la liquidez de la cotización de la acción, facilitando que fluyera más en el mercado. Las compraventas centraron gran parte dl verano. La marca italiana Trussardi cambió de manos en España y abrió tienda en Madrid; el grupo de moda infantil Canada House completó su reorganización tras la compra de Endurance Partners y proyectó 15 nuevas tiendas hasta 2015; el gigante francés LVMH valoró su participación en Textil Lonia en más de 150 millones de euros por la venta de su 25%, y el grupo catalán Puig abrió la puerta a nuevas compras mientras aceleraba en moda para copar el 50% de su negocio.

 

En el mismo mes, Mango se hizo con el antiguo cine Alexandra del centro de Barcelona, sumando el inmueble a los muchos que fue comprando durante todo el ejercicio. Desigual, por su parte, compró su sede corporativa con la intención de ampliarla en un periodo de dos años. Camper lanzó su nueva cadena de lujo para competir en Europa bajo el nombre de Cartujano. El séptimo mes de 2014 vio salir a José Luis Pavia de El Corte Inglés, que incorporó a Manuel Pizarro como adjunto a la presidencia en los grandes almacenes.

 

Pepe Jeans fichó a un ex de Inditex para desarrollar su departamento de ecommerce, y Tous apostó por el ex propietario de Aïta como director general de complementos. Uno de 50 incorporó a un nuevo miembro de la segunda generación de la familia a la gestión de la compañía, mientras el ex director general de Luxottica en España suepuso al frente de Sunglass Hut Latinoamérica. En cuanto a los planes internacionales de las empresas españolas, Peseta abrió filial en Brasil con la creación de una marca exclusiva para el país, mientras que Raimon Bundó llevaba su moda nupcial a su segunda etapa de crecimiento con la entrada en Estados Unidos y Oriente Medio. La histórica joyería Suárez, por su parte, daba el salto a los mercados internacionales con una primera tienda en Portugal, al tiempo que crecía en el país con corners en El Corte Inglés.

 

La compañía alicantina Pedro García potenciaba su expansión con aperturas en Nueva York, Londres y Hong Kong; Cóndor abría sus primeras tiendas en China, y Viriato y Guillermina Baeza desembarcaban en México. A su vez, Adolfo Domínguez lograba elevar 16 puntos su cuota internacional en cinco años. Por otro lado, los sevillanos Victorio & Lucchino se bajaron de Cibeles, sin abandonar todavía el concurso de acreedores. Ese mismo mes, Dogi tropezaba en su regreso al parqué con un descenso del 62% en el valor de sus acciones en su estreno.

 

 

 

 

AGOSTO, del primer crédito en la historia de Mango a la caída de ventas de El Corte Inglés en 2013 

 

En el octavo mes del año, Mango firmó un crédito sindicado de 300 millones de euros para financiar su crecimiento, el primero de su historia. El crédito servía para reordenar el pasivo bancario que la enseña tenía hasta ahora, formado por préstamos bilaterales que fueron cancelados y sustituidos por el sindicado. Y, como cada agosto, se conocieron los resultados de El Corte Inglés, que concluyó el ejercicio 2013 en positivo, elevando un 6,2% su resultado neto pese a la caída de un 1,8% de sus ventas.

 

El mes de las vacaciones por excelencia estuvo lleno de fichajes en la industria de la moda; Cortefiel nombró a Francisco Javier Campo, ex dirigente de Dia, nuevo presidente del grupo; Etnia reforzó su estructura con ejecutivos de Nike, Inditex y Pronovias; Ontop nombró a un ex directivo de Mango y Burberry como nuevo director de expansión, y Textil Lonia fichó a un ex responsable de retail de Pronovias para su equipo directivo. Tavex elevó un 42% sus pérdidas en el primer semestre del año, y La Perla llevó a cabo una reducción de capital de 3,2 millones de euros en su filial española con el objetivo de compensar pérdidas.

 

Caramelo, por su parte, abrió las primeras tiendas tras el concurso de acreedores. El mes de agosto vio aterrizar en Arabia Saudí la moda infantil de Pili Carrera, al tiempo que la colombiana Tennis se acercaba al mercado español con el objetivo de desembarcar en el país. En el mes de agosto falleció el diseñador español Manuel Pertegaz a los 97 años de edad. El aragonés, creador de un imperio que en su día llego a tener 700 trabajadores en sus talleres de Madrid y Barcelona, debutó en moda masculina en 1997 y fue el encargado de diseñar el vestido de novia de la reina Letizia en su boda en 2004.

 

 

 

 

SEPTIEMBRE, del fallecimiento de Isidoro Álvarez a la compra del 25% de Textil Lonia por Puig 

 

Tras las vacaciones, falleció el presidente de El Corte Inglés, Isidoro Álvarez. El directivo, de larga trayectoria al frente de los grandes almacenes, fue sustituido por Dimas Gimeno. El curso empezó con la expansión de los más grandes. Las tiendas online de Inditex sumaron, con la apertura en Corea del Sur, los 26 mercados.

 

El curso empezó también con la nueva filial de Shana en Reino Unido, para su posterior despliegue en el país, y con la primera tienda de Tous en África, concretamente en Ghana. Camper prosiguió con la expansión de Cartujano, liderada por la cuarta generación de la familia, al tiempo que H&M buscaba una nueva ubicación en Paseo de Gracia para plantar cara a sus competidores. Pepe Jeans disparó su beneficio un 58% y le puso un valor a su compañía: 800 millones para su venta. Puig, por su parte, compró el 25% de Textil Lonia a LVMH.

 

Ese mismo mes, el grupo de perfumería canceló la línea de prêt-à-porter de Jean Paul Gaultier para centrarse en constura y perfumes. Su nuevo competidor en el sector, la enseña low cost Equivalenza, fue condenado en firme por infracción de marca, tras la demanda interpuesta porel gigante catalán de la perfumería. Por otro lado, la empresa brasileña Camargo Correa anunció una opa sobre Tavex para excluirla de bolsa. Dogi amplió capital en 2,6 millones de euros y Sherpa se hizo con el 67% de la empresa. La firma española de joyería Suárez independizó su enseña Aristocrazy y preparó su entrada en Oriente Medio. Fue uno de los saltos internacionales del mes, que también tuvo como protagonistas a Pretty Ballerinas, que llevó su calzado a Berlín y París; Macson, que abrió en Andorra y Argelia; Uno de 50, que desembarcó en Rusia, Panamá y Guatemala, y Brownie, con la salida a Francia y Latinoamérica. En el mercado español, H&M concluyó el tercer trimestre con un incremento de la cifra de negocio del 13%, y del 20% en su resultado neto.

 

El grupo austriaco Swarovski, por su parte, centralizó en España la gestión de África y Oriente Medio, dotando el país de más poder. El baile de directivos siguió con el nuevo curso. Entre los fichajes más destacados estuvo el de Andrés Tejero por Pronovias, que sustituyó a Manuel Ehrensperger. Tras la entrada de Eurazeo, Desigual recurrió a ejecutivos con experiencia en Louis Vuitton, Pandora y Primark para su consejo de administración. Inditex fichó a Rafael Medina para Massimo Dutti, lo que provocó cambios de socios en Scalpers.

 

La catalana Castañer, por su parte, nombró un nuevo director general procedente de Tous, y Mango incorporó a nuevos ejecutivos, en este caso procedentes de Inditex y de McKinsey. Por último, Blanco fichó a Isak Halfon para relanzar la marca.

 

 

 

 

OCTUBRE, del reposicionamiento de Cortefiel a la carrera internacional de Inside, El Ganso, Bimba y Lola 

 

En otoño, el grupo madrileño Cortefiel trazó su nueva hoja de ruta a través de un plan estratégico para reforzar su presencia en su mercado local y elevar su presencia internacional. La tercera compañía española de moda, propietaria de cadenas como Woman’secret y Springfield, había cerrado el anterior ejercicio con un crecimiento de sólo el 1% respecto al año anterior. En este sentido, la compañía contrató al gigante de branding Saffron para reposicionar la cadena. La irlandesa Primark, por su parte, destronó a Zara como primera cadena de España en número de compradores.

 

Quien sin duda desplomó sus resultados fue Custo Barcelona, con una caída del 98% en su beneficio y del 31% en las ventas en 2013. Adolfo Domínguez, por su parte, recortava un 45% sus pérdidas en el primer semestre, hasta los 5 millones de euros. La catalana Mango, mientras tanto, cambió de manos en Israel cuando el dueño de la cadena Fox se hizo con 28 de sus tiendas por 6 millones de euros. Fueron varias las enseñas españolas que se lanzaron a los mercados internacionales. Corea del Sur fue el país elegido por Mango para abrir una macrotienda, y también el mercado donde Bimba y Lola aterrizó, de la mano del socio de Uniqlo.

 

Lavand entró en México a través de El Palacio de Hierro, y BDBA hizo lo mismo en el país azteca de la mano de Sordo Madaleno. Los complementos de Cuplé despegaron en Francia, Bélgica y Reino Unido; la murciana Inside aceleró en Polonia, Italia y Portugal; los calcetines de Punto Blanco salieron a Egipto y Dubái, y Punt Roma se planteó su desembarco en Francia tras dejar los números rojos. La histórica Balenciaga regresó a España después de medio siglo con la apertura de un establecimiento en Madrid; Forever 21 volvió a apostar por España con una macrotienda en el centro Xanadú de la capital. En signo contrario, la belga Van de Velde se replegó en el país con el cierre de su cadena Rigby & Peller, y Levi Strauss redujo a una cuarta parte las ventas de su filial española con el traslado del negocio a Bélgica.

 

Ese mismo mes, Desigual anunció la puesta en marcha de un nuevo centro logístico en la localidad barcelonesa de Viladecans para 2015. Praedium cerró definitivamente la compra de Montefibre, y Now By Maria Freyre entró en concurso de acreedores, mientras Ermenegildo Zegna ajustaba de nuevo su plantilla en el país tras prescindir de 700 trabajadores en diez años. Por otro lado, el fondo Fordahl Capital tomó la mayor parte de Smash, a la vez que estudiaba nuevas adquisiciones. En el plano internacional, el gigante del low cost Primark entró en Estados Unidos con el alquiler de siete grandes almacenes a Sears. Octubre fue, a su vez, un mes de despedidas.

 

El diseñador dominicano Oscar de la Renta falleció a la edad de 82 años. En el décimo mes del año también murió el empresario del calzado Jaime Mascaró.

 

 

 

 

NOVIEMBRE, del crecimiento de Inditex en la Red a la apertura de Urban Outfitters 

 

En noviembre trascendió la noticia de que Inditex había rebasadao los 550 millones de euros en la Red, tras crecer un 42% en el último ejercicio. Fue en este mismo mes cuando se supo que la cadena low cost Lefties, propiedad del grupo gallego y con una primera tienda en México aquel mes, había superado a Uterqüe con unas ventas de 106 millones de euros y 130 empleados. La compañía de Amancio Ortega consolidó su presencia en Ecuador y Hungría con sus marcas Zara Home y Stradivarius.

 

Las compraventas siguieron en el penúltimo mes del año: El Corte Inglés compró a Adif un solar en la Castellana de Madrid por 136 millones. A otro nivel, Kangaroos se hizo con el 100% de Coronel Tapiocca después del concurso de Studios Middelburg, y el grupo de calzado Casas tomó el control de Vialis, salvando la marca de la liquidación. Quien no se salvó del cierre fue Messcalino, siete meses después de haber entrado en concurso. Por el contrario, Sita Murt logró abandonarlo con una adhesión del 80% de los acreedores, apostando por Estados Unidos y Europa para relanzar la firma.

 

La catalana Basi también quiso relanzar su negocio con la marca Náutica en España, tras el ERE de Lacoste, y Puig redujo la plantilla de Jean Paul Gaultier después de la salida del negocio de prêt-à-porter. En lo que a expansión internacional se refiere, Carrera y Carrera abrió en Macao su quinta filial en el mundo, Mirto negoció el desembarco de sus camisas en Estados Unidos y México, y Marypaz entró en Guatemala. Pero sin duda uno de los saltos más vertiginosos lo llevó a cabo Shana, que se adentró en una treintena de mercados aterrizando en Suiza, Serbia y los países caribeños.

 

Textil Lonia, en cambio, salió de Argentina con CH Carolina Herrera, sumándose a la fuga del lujo experimentada el país latinoamericano. Equivalenza, por su parte, vio cómo la policía francesa inspeccionaba sus establecimientos, y cómo una veintena de directores de tienda eran citados por la justicia tras una demanda de la Fédération des entreprises de la beauté (Febea). En España, la cadena de cosmética Sephora anunciaba una inversión de 11 millones de euros para duplicar su red de tiendas hasta 2019, y Primark aceleró copando el 30% de sus aperturas desde su entrada en el país. En noviembre, Urban Outfitters abrió en el centro de Barcelona su única tienda en el sur de Europa, justo el mes en que las ventas en el sector crecieron un 1,3% en España, encadenando un ejercicio positivo.

 

 

 

 

DICIEMBRE, de la venta de El Armario de la Tele a la entrada de Gap en España 

 

El año terminaba con una noticia esperada desde hacía años. La estadounidense Gap, tercer grupo de moda del mundo, ultimaba su entrada en España después de años tanteando el mercado. La empresa, que compite con gigantes como Inditex y H&M, negoció con El Corte Inglés su presencia en centros de Madrid y Barcelona. 

 

Por otro lado, el grupo de grandes almacenes preparó una emisión de bonos por 600 millones para amortizar deuda. A finales de año, Scalpers abrió su capital al empresario Jaime Bergel y al socio de Zara en Venezuela para duplicar el tamaño de la enseña. Estados Unidos fue el mercado elegido por Piel de Toro para proseguir su expansión en el extranjero, mientras Marypaz desembarcaba en Latinoamérica. La firma de joyería Suárez también se dirigió al cono sur; mientras con su principal enseña contemplaba filiales propias en México, Colombia, Panamá, Chile y Miami, preparaba el desembarco de Aristocrazy en Estados Unidos, Panamá y República Dominicana para 2015.

 

Equivalenza, a su vez, trazaba un macroplan para invadir Brasil con sus perfumes low cost. Tutto Piccolo sumó Indonesia a su expansión en Asia. Pero sin duda la notícia en ese continente la protagonizó Tous, que volverá a China por tercera vez de la mano del grupo Parkson. Double Agent abrió filial en Holanda y Biba asaltó Chile. El año terminó también con movimientos corporativos: Munich inició la creación de un grupo de distribución tras adquirir Yamamay para España, y la argentina Páez compró su negocio en el país, trasladando a Barcelona su sede.

 

Viriato, por su parte, preparó un ajuste de plantilla e hizo cambios en su cúpula para relanzar el negocio. Fuera del país, Bread & Butter ponía fin a más de una década de moda urbana y entraba en el equivalente alemán al concurso de acreedores. Tras el anuncio fallido de su regreso a Barcelona, Berlín tampoco volverá acoger el salón de Karl-Heinz Müller. El último mes de 2014 se despedía de otra grande del negocio de la moda.

 

Sita Murt, la Dama del punto, fallecía a los 68 años dejando huérfana la compañía justo cuando esta acababa de salir del concurso de acreedores. El año se cerró con dos operaciones corporativas en curso: Eshop ultimaba la compra de El Armario de la Tele y Pepe Jeans daba los últimos pasos de su proceso de venta.

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...