Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

23 Sep 202117:08

Cuando el ecommerce encontró a Snapchat

Cuando el ecommerce encontró a Snapchat

 

 

La red social Snapchat es el aliado perfecto que estaba buscando el comercio electrónico. Esta aplicación social se prepara para combinar el ecommerce con sus herramientas de realidad aumentada.

 

Si nos remontamos a 2016, nos encontramos en el momento en el que Snapchat lanzó sus icónicos filtros, con los que los adolescentes veían cómo aparecían en pantalla con las mejillas sonrosadas, o cómo sus ojos duplicaban su tamaño normal. Estas lentes interactivas, que nacieron como un medio de entretenimiento más, son ahora un gran aliado para que el comercio electrónico avance y ayude a los comerciantes del retail a aumentar sus ventas en el canal social.

 

En la actualidad, el canal dispone de más de 498 millones de usuarios activos en todo el mundo, y el objetivo es que este gran público pueda comprar cualquier producto con la herramienta de los filtros interactivos. Estos permitirán a los usuarios probarse virtualmente zapatos, gafas de sol, prendas de ropa o maquillaje, y adquirirlos desde la misma aplicación.

 

 

 

 

Cuando el Covid-19 apareció en escena, cambió el comportamiento del consumidor online, y provocó que las marcas de moda se apresuraran a buscar soluciones de comercio electrónico. Desde entonces, las redes sociales han tratado de sumarse a este cometido, poniendo sus innovaciones al servicio del canal online y creando puentes entre las marcas y el consumidor final, generando más conversión y ventas.

 

A lo largo de la pandemia, las plataformas de redes sociales como Facebook, Instagram y TikTok han incorporado actualizaciones que han buscado llevar los productos directamente a los consumidores.


Instagram ha dominado la conversión de compras sociales con múltiples funciones centradas en las compras que incluyen etiquetado de productos, checkout y una pestaña dedicada exclusivamente a las publicaciones comerciales. TikTok también cuenta con un apartado “Comprar ahora”, que la marca Levi’s utilizó para duplicar las visitas mensuales a su tienda online.


Pero Snapchat se encuentra en una posición única frente a las demás redes sociales. Dispone de una audiencia mayoritariamente joven (generación Z y millennials), y sus lentes de realidad aumentada son el complemento ideal que las marcas de moda estaban buscando para resolver el problema de probarse digitalmente los productos.

 

 

 

 

Debido a la pandemia, el viaje de compra, desde el recorrido hasta la propia adquisición, ocurre cada vez más a través de los canales online, lo que hace que los consumidores se pierdan la parte experiencial de las compras, y allí es donde las plataformas sociales se lanzaron para llenar ese vacío. 

 

Instagram rediseñó completamente su página de inicio para acomodar una pestaña de tienda, permitiendo a los usuarios explorar y comprar productos directamente en la aplicación. También Facebook, empresa dueña de Instagram, ha introducido funciones de compra en las transmisiones en vivo, para facilitar a las marcas la venta de productos en directo.

 

En abril de este año, Snapchat dio un paso más al adquirir Screenshop, que usa realidad aumentada para hacer recomendaciones de ropa a los usuarios en función de las fotos que realizan, y permite actualizar precios y productos en tiempo real. Con estas integraciones, Snapchat ayuda a aumentar las ventas y reducir la probabilidad de devoluciones, y hace que la experiencia de compra sea más personalizada gracias a la realidad aumentada.

 

Muchas marcas de moda han puesto su atención en esta red social, la pieza que les faltaba para poder llegar al consumidor y poder acompañarlo durante el viaje de compra. Marcas como Nike, Gucci, Verishop ya están probando con éxito esta nueva experiencia, y han constatado un crecimiento en su tasa de conversión.

...