Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

22 Nov 201715:52

Look!

Tamara Mellon, de Vogue a Jimmy Choo

17 Nov 2011 — 00:00
Compartir
Me interesa

Modaes.- Es joven, adinerada y sabe de moda. A Tamara Mellon le sobra olfato para los negocios y sabe muy bien qué es lo que quieren las amantes de la moda.  En 1996 entendió lo que faltaba en el sector: una firma de zapatos femeninos, rompedores y caros. De estos tres factores surgió Jimmy Choo.

Después de estar al frente de su imperio zapatero durante casi quince años, Mellon ha decidido abandonar la compañía que le llevó a la fama en el mundo del negocio de la moda para volver a introducirse en la aventura de emprender una nueva firma desde cero.

 

Mellon nació en Londres en 1967 en el seno de una familia adinerada. Tras trabajar para Phyllis Walters Public Relations aceptó un puesto como directora de accesorios para Vogue. Fue allí donde conoció a Jimmy Choo.

 

La empresaria creó Jimmy Choo con la ayuda de su padre, que le prestó cerca de 175.000 euros, y con la del zapatero Jimmy Choo, en el que vio un potencial comercial latente.

 

La filosofía que siguieron Tamara Mellon y Jimmy Choo fue la de crear modelos rompedores, que marcaran tendencia, que fueran atrevidos y que dotaran a la mujer de una elegancia y una sexualidad extra.

 

El lugar escogido por la compañía para abrir la primera boutique fue Londres. El éxito fue tal que las mujeres más ricas de la ciudad hacían cola para poder hacerse con un par de Jimmy Choo. Fue entonces cuando decidieron dar el salto a mercados internacionales.

 

Para poder dar este paso, Jimmy Choo, la marca, debía dejar de ser un pequeño taller y convertirse en una gran empresa. Mellon volvió a hacer gala de su olfato para los negocios y compró a Choo el 50% del negocio.

 

Mellon se asoció con Equinox, un holding de lujo, para más tarde dar entrada a Lion Capital y Tower Book, la alianza perfecta para convertirse en una gran empresa.

 

Jimmy Choo ha pasado desde entonces por varias etapas hasta llegar a ser comprada por Labelux, propietario de marcas como Belstaff y Bally, que pagó 500 millones de libras por la compañía. Tamara Mellon se vio afectada, ya que su participación en la empresa se redujo drásticamente, que hasta entonces se situaba alrededor del 17%.

 

Ahora Tamara Mellon, tras salir de la firma junto a Joshua Schulman, consejero delegado de Jimmy Choo, vuelve a apostar por ese olfato que tan lejos le ha llevado.

 

La semana look!
Publicidad
...