Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

13 Ago 202022:35

Look!

Hermès, la historia detrás del Kelly

24 Nov 2011 — 00:00
Compartir
Me interesa

Modaes.- La firma Hermès descubre sus secretos. Bajo el título Hermès, l’avventura del lusso (en español Hermès, la aventura del lujo) el escritor italiano Federico Rocca acaba de publicar un libro sobre la trayectoria de la histórica firma.

La maison francesa fue fundada por Thierry Hermès en 1837. Hermès, hijo de una familia protestante alemana establecida en París, concibió inicialmente su negocio como talabartería, es decir, como empresa de guarnición y trabajo de piezas de cuero para caballerías. Gradualmente, y con los años, se fueron añadiendo al catálogo botas, joyería, decoración del hogar y pañuelos de seda.

 

Cuando el fundador de la firma murió, la labor empresarial la continuó su hijo Charles-Emile Hermès y, más tarde, sus nietos Adolphe y Emile-Maurice Hermès, sobre todo éste último.

 

Emile-Maurice Hermès se percató de que, en pleno siglo XX, la forma de viajar de las personas estaba cada vez más lejos del caballo y más cerca del avión, el coche y el tren. Por ello, diversificó la estrategia de la maison y empezó a vender baúles, bolsas de viaje y maletas.

 

Además, Emile-Maurice también compró el edificio que, a día de hoy, todavía alberga el flagship store de Hermès y los talleres de la firma.

 

La mujer de Emile-Maurice fue la que, tras no encontrar bolsos que le fueran cómodos, comenzó a diseñar los de la firma. Entre ellos está el clásico Kelly, al que se le adjudicó este nombre por la actriz Grace Kelly, el Constance Bag, utilizado por Jackie Onassis y el Birkin, cuyo nombre se debe a que la actriz Jane Birkin.

 

Gracias a Federico Rocca la historia de la maison ha quedado recogida en alrededor de 240 páginas llenas de tradición y herencia.

La semana look!
Publicidad
...