Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

14 Dic 201723:48

Look!

El 'trench' de Burberry, una prenda con historia

12 Nov 2014 — 05:00
Modaes
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

Todas las firmas de lujo se caracterizan por una tener una prenda clásica, como es el caso de Burberry y su trench. La firma londinense fue creada en 1856 por Thomas Burberry, un joven que decidió abrir una tienda de abrigos en el pequeño pueblo inglés de Basingstoke.  Al poco tiempo, Burberry  se hizo conocido en toda la comarca, gracias a sus prendas  para deportistas que realizaban actividades al aire libre, que destacaban por su resistencia y protección contra el viento, las tormentas y las rozaduras.

 

En 1912, Burberry creó un abrigo impermeable llamado Tielocken, precursor del trench. El tejido de este abrigo, aparte de resguardar del frío y ser impermeable, era ligero y fácil de llevar, por lo que rápidamente se hizo popular, incluso entre los oficiales británicos en la primera Guerra Mundial. Durante esta guerra, el ejército británico utilizó medio millón de gabardinas de Burberry, que adaptó el diseño añadiendo hebillas con forma de D, que aseguraban el resguardo de las granadas, mapas o prismáticos. Además Burberry añadió una pechera para apoyar el rifle a la hora de disparar.  

 

La gabardina estaba ceñida a la cintura para asegurar más protección contra los elementos naturales, mientras que las argollas de metal sirvieron para colocar las herramientas militares. La parte posterior se construyó con un pliegue o abertura, que facilitaba el movimiento al andar o correr.

 

Las gabardinas se fabrican desde hace cerca de un siglo en Castleford, en el norte de Inglaterra, donde se une la técnica tradicional con los avances tecnológicos. Detrás de la producción se encuentra el trabajo de cien sastres, que desarrollan un centenar de procesos para fabricar cada una de las gabardinas.

 

Los detalles son la clave en la creación del trench. El proceso más complicado es la costura de los cuellos, el aprender a coser los cuellos de las gabardinas lleva un proceso de aprendizaje de más de un año. Cada capa se pliega en conjunto con el estampado cuadrado icónico de la marca.

 

Para conmemorar los más de cien años de historia del trench, Burberry lanzó la Heritage Trench Colletion, en la que la marca presentó pequeñas variaciones de los estilos clásicos como el Sandringham o el Wiltshire.

 

Además, la firma ha creado una red social, denominada Art Of The Trench, en la que invita a sus consumidores a compartir fotografías en las que aparece la conocida pieza.

La semana look!
Publicidad
...