Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

21 Nov 201711:26

h Entorno

Un empresario español, investigado por la última catástrofe en el textil de Bangladesh

28 Abr 2013 — 19:17
Modaes
Compartir
Me interesa

El empresario español David Mayor es buscado por las autoridades de Bangladesh por su presunta implicación en la catástrofe originada por el derrumbe de un edificio que tuvo lugar la semana pasada en la capital del país y que ha supuesto la muerte de al menos 370 personas. David Mayor es copropietario de una de las empresas textiles que operaba en el inmueble de ocho plantas, en el que habían aparecido grietas los días previos al hundimiento.

 

Se trata de la compañía Phantom-Tac, participada al cincuenta por ciento por la sociedad bengalí Phantom Apparels Ltd y la española Textile Audit Company, según consta en la página web de la empresa. Phantom Tac SL está domiciliada en Reus (Tarragona) y su administrador único es David Mayor Rico, director general de la compañía bengalí.

 

Phantom-Tac estaba especializada en la producción de prendas de punto y, según explica la empresa en su página web, cuenta con una factoría de alrededor de 1.800 metros cuadrados en Daca, con una capacidad anual de producción de tres millones de prendas. Phantom-Tac opera desde hace más de catorce años. La lista de clientes de Phantom-Tac ha sido desactivada de su página web.

 

La compañía explica también en su web que ha desarrollado un sistema de auditoría con el que monitoriza diariamente su fábrica, analizando las condiciones de trabajo. “Con esta información, somos capaces de ofrecer a nuestros clientes una Etiqueta de Transparencia Social que otorga a nuestros clientes acceso online a la información sobre la producción de sus prendas”, señala la empresa, que añade que desarrolla proyectos sociales en zonas rurales del norte de Bangladesh para que las mujeres encuentren trabajo en el área textil.

 

El presidente de Phantom-Tac, Aminul Islam, ya ha sido arrestado. David Mayor está siendo investigado por “homicidio por negligencia”, igual que los propietarios de las otras factorías con actividad en el edificio: Ether Tex Limited, New Wave Bottoms Limited, Phantom Apparels Limited y New Wave Style Limited. Los acusados podrían enfrentarse a pendas de hasta cinco años de prisión, según AFP.

 

Según datos aportados por la Federación Nacional de Trabajadores del sector textil de Bangladesh (NGFW), hasta 4.000 personas podrían haberse encontrado trabajando en el edificio en el momento del derrumbe.

 

Entre los clientes de los talleres ubicados en el inmueble figuran empresas como Primark, Mango, El Corte Inglés, Bon Marche y Joe Fresh. El Corte Inglés ha admitido “relación con una de las cuatro fábricas afectadas”, si bien “se había producido un número reducido de prendas”, mientras Mango ha señalado que uno de los talleres estaba realizando un pedido de prueba y que todavía no era proveedor de la empresa.

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...