Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

14 Dic 201705:06

h Entorno

Francia: la moda española, en vilo en su primer mercado internacional

En 2016, las ventas de la moda española al mercado francés registraron su ascenso más bajo de la última década. Los atentados terroristas de los últimos dos años han impactado negativamente el consumo de moda, con una líder anti europeísta como candidata con opciones a la presidencia del país.

25 Abr 2017 — 04:51
Lorenzo Molina
Compartir
Me interesa

Francia: la moda española, en vilo en su primer mercado internacional

 

 

Francia, oportunidad y desafío de la moda española. El país vecino es, además, el mayor mercado en el extranjero de la moda española, si bien la incertidumbre política, el temor al ascenso al poder de un partido de ultraderecha y anti europeísta y la amenaza terrorista, que han lastrado en los últimos dos años el turismo en el país más visitado del mundo, han puesto en jaque al sector en el país.

 

La primera vuelta de las elecciones presidenciales, celebradas el pasado domingo, dio un pequeño respiro: el liberal Emmanuel Macron logró colarse en la carrera presidencial, a poca distancia de Marine Le Pen.

 

En 2016, Francia fue el segundo mayor destino de la moda europea, por detrás solamente de Alemania. El país ocupa dicha posición en el ránking de principales clientes del sector desde el inicio de la serie histórica del Icex. Para España, el país galo fue el principal destino de sus exportaciones de artículo de moda en 2016, con un valor de 2.919 millones de euros, un 2,5% mayores que en 2015.

 

 

 

 

Sin embargo, los atentados terroristas perpetrados en 2015 y 2016 en el país lastraron el número de turistas que visitaron el país y, por ende, el desarrollo de las compañías de moda tanto del sector del lujo como la gran distribución. En 2016, el país recibió dos millones menos de turistas, unos 83 millones de visitantes en total, según indicó el ministro francés de asuntos exteriores, Jean-Marc Ayrault.

 

El descenso en el número de visitantes impactó en el comercio minorista del país. En el caso de Francia, la oficina estadística europea Eurostat señalaba un desplome del 3,3% en las ventas del retail el año pasado, la segunda mayor caída tras el dato de Bélgica.

 

En 2015, las marcas francesas redujeron su superficie comercial un 3,3% respecto al año anterior, tras veinticinco años de desarrollo comercial ininterrumpido, según un estudio del Instituto Francés de la Moda (IFM).

 

 

 

 

Los ataques terroristas y el retroceso del consumo en los meses de verano fueron citados por Showroomprive al presentar sus resultados en los nueve primeros meses del ejercicio 2016. Con todo, el grupo logró incrementar sus ventas un 19% durante el periodo.  

 

La caída de la facturación en el mercado galo también afectó de lleno a firmas extrajeras. Tod’s redujo sus ventas en Europa (excepto Italia) un 1,7% en el primer semestre de 2016, hasta 120,1 millones de euros, y citó el descenso de su negocio en Francia como uno de los principales causantes.  

 

La suiza Swatch desplomó su beneficio neto un 47% en 2016. Según la empresa, el descenso en el número de turistas en Francia y Bélgica fruto del terrorismo impactaron negativamente sus ventas durante el pasado ejercicio.

 

Pese al escenario de desafío para el retail de moda que ofrece Francia en la actualidad, el país continúa siendo el primer destino en el extranjero para muchas compañías de moda españolas, que aprovechan la cercanía geográfica entre ambos países y lo utilizan como puerta de entrada a Europa.

 

Scalpers puso en marcha dos nuevas tiendas en París el pasado marzo, sumando así un total de seis establecimientos en la capital francesa. El Ganso, por su parte, es otra de las compañías españolas que más ha elevado su apuesta por el país galo. La empresa abrió a finales de 2016 tres nuevas tiendas en París, Niza y Aix-en-Provence, que se sumaron a los 29 puntos de venta que la empresa ya tenía en el mercado francés.

 

Además de la moda masculina, el calzado español también ha ganado tirón en el país galo. Xti, uno de los mayores grupos españoles de calzado, estudia el modelo de las franquicias para acelerar su expansión en Francia. En la otra cara de la moneda, empresas españolas como Dolores Promesas o Lander Urquijo han corrido peor suerte si se han visto forzadas a cerrar sus establecimientos en el mercado francés debido a su poca rentabilida

Publicidad
Relacionados
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...