Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

19 Oct 201811:33

h Empresa

Uniqlo agenda su entrada en Barcelona para 2016, cinco años después de iniciar el ‘tanteo’ de España

Uniqlo ya está, oficialmente, con un pie en Barcelona. La compañía nipona, propiedad de Fast Retailing, ha firmado finalmente...
01 Jun 2015 — 04:55
C. Pareja/ P. Riaño
Temas relacionados
Me interesa

Uniqlo agenda su entrada en Barcelona para 2016, cinco años después de iniciar el ‘tanteo’ de España

 

 

Uniqlo ya está, oficialmente, con un pie en Barcelona. La compañía nipona, propiedad de Fast Retailing, ha firmado finalmente el alquiler del número 18 de Paseo de Gracia. Con este paso, Uniqlo se prepara para desembarcar, casi cinco años después de anunciarlo, en el mercado español. La apertura del establecimiento de Barcelona está prevista para 2016.

 

Según han confirmado a Modaes.es fuentes cercanas a la operación, la primera tienda de Uniqlo en España contará con más de 2.000 metros cuadrados. El local que ocupará la cadena nipona supone la consolidación de las antiguas ubicaciones en Paseo de Gracia de Levi Strauss, Prénatal y Randstad, a pie de calle y en primera planta.

 

A principios del pasado mayo, la propiedad del edificio, la familia Valls Taberner, firmó la documentación necesaria para completar la operación, que semanas más tarde selló también Uniqlo desde su filial Europea.

 

España apareció en los planes de desarrollo de Uniqlo en diciembre de 2009 por primera vez. En aquel momento, con motivo de una presentación de resultados, Fast Retailing anunció su interés en encontrar local en Madrid, Barcelona, Milán y una ciudad de Alemania a lo largo de 2010.

 

Alrededor de un año más tarde, Uniqlo volvió a hablar de España, pero esta vez excluyendo a Madrid. El recrudecimiento de la crisis económica y las exigencias de Uniqlo hicieron que el grupo japonés se terminara alejando de las dos ciudades españolas, que no volvieron a aparecer en sus planes mediados de 2013.

 

A principios de 2014, Uniqlo estuvo a punto de firmar su entrada en España con un local en Plaza Cataluña de Barcelona, en la antigua sede de la Fundación Caja Madrid. Finalmente, el emplazamiento pasó a manos de Desigual, que puso en marcha una macrotienda el año pasado.

 

Uniqlo se ha convertido en uno de los grandes fenómenos internacionales de la industria de la moda de los últimos años. La cadena compite directamente con otras como Zara o H&M, si bien su tipología de producto es diferente. Mientras Zara o H&M ofrecen moda de última tendencia, Uniqlo se centra en básico de calidad superior a precios competitivos.

 

En España, Uniqlo cuenta con una margen de desarrollo limitado, ya que se dirige a un público selectivo (tanto por poder adquisitivo como por gusto por la moda), que se concentra en pocas ciudades del país. Tras Barcelona, la cadena nipona podría estar tanteando también la apertura en Madrid, en un eje como la Gran Vía.

 

La cadena de Fast Retailing apuesta por ubicaciones donde combinar el público local con el turista, siguiendo el modelo de su última apertura anunciada en Europa, en la Riviera Francesa. El local estará situado en el centro comercial Polygone Riviera, en un municipio cercano a Niza.

 

A cierre del pasado febrero, Uniqlo sumaba una red de 814 establecimientos en Japón, que hoy en día se mantiene como su primer mercado. Fuera de Japón, la empresa sumaba 716 tiendas, la mayoría de ellas en Asia, en países como China, Corea de Sur, Taiwán, Singapur, Malasia o Indonesia.

 

Estados Unidos se ha convertido en un mercado estratégico para Uniqlo, que se encuentra en pleno desembarco en el país, donde suma 39 establecimientos. En Europa, Uniqlo está presente en Reino Unido, Francia, Rusia, Alemania y Bélgica, el último país del continente en que ha desembarcado.

 

Fast Retailing, que además de con Uniqlo opera con marcas como Comptoir des Cotonniers o GU, se ha convertido en el cuarto mayor grupo del mundo de distribución de moda, sólo por detrás de la española Inditex, la sueca H&M y la estadounidense Gap.

 

La compañía finalizó el ejercicio 2014 (cerrado en agosto del año pasado) con unas ventas de 1.140.000 millones de yenes (8.655 millones de euros), lo que supuso un crecimiento del 23,1% respecto al año anterior. Fast Retailing registró en su último ejercicio fiscal un beneficio de 90.380 millones de yenes (686 millones de euros), lo que representó un aumento del 26,1% respecto al año anterior.

 

En cuatro años, la empresa presidida por Tadashi Yanai ha prácticamente duplicado su tamaño, apoyándose en el desarrollo internacional de Uniqlo y en compras. A finales de 2012, por ejemplo, Fast Retailing se hizo con el 80% de la estadounidense J. Brand y se ha acercado a grupos como J. Crew.

Publicidad
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...