Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

26 Ene 202121:55

Puig mide el golpe del Covid-19: caída de ventas del 26% este año

El grupo de perfumería, uno de los mayores del mundo en su sector, ha reorganizado su estructura con la creación de tres divisiones: Beauty and Fashion, Charlotte Tilbury y Derma. La empresa prevé alcanzar 3.000 millones de euros en ventas en 2023, dos años antes de lo previsto. 

09 Dic 2020 — 11:11
Modaes
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

Puig mide el golpe del Covid-19: caída de ventas del 26% este año

 

 

Puig mide el golpe del Covid-19 y crea una nueva estructura para encarar la recuperación. El grupo de perfumería, uno de los mayores del mundo en su sector, prevé cerrar este ejercicio con una facturación de 1.500 millones de euros, frente a los 2.029 millones de euros del año anterior, lo que equivale a un descenso del 26%.

 

Las ventas de la compañía se han visto impactadas por los efectos del Covid-19, por lo que se estima una disminución significativa de las mismas”, explica la empresa en un comunicado. Con todo, la empresa prevé repuntar en 2021, recuperando la barrera de los 2.000 millones de euros, alcanzar 3.000 millones en ventas en 2023, dos años antes de lo previsto, y superar los 4.000 millones en 2025.

 

Para entonces, la empresa prevé que la cartera cuente con dos marcas de cerca de mil millones de euros en ventas, Paco Rabanne y Carolina Herrera y dos marcas de 500 millones de euros, Isdin (de la que tiene una participación del 50%) y Charlotte Tilbuy.

 

 

 

 

Para encarar esta nueva fase de expansión, Puig ha reordenado su estructura con la creación de tres divisiones: Beauty and Fashion, Charlotte Tilbury y Derma, que estarán operativas a partir del 1 de enero del próximo año.

 

La primera de ellas estará formada por las marcas Paco Rabanne, Carolina Herrera, Jean Paul Gaultier, Nina Ricci, Dries Van Noten, Penhaligon’s y L’Artisan Parfumeur; las licencias de belleza de Christian Louboutin y Comme des Garçons, así como las marcas de lifestyle Adolfo Domínguez, Antonio Banderas, Shakira o Benetton.

 

“El negocio de fragancias de estas marcas posiciona a Puig como el quinto jugador del mundo de la perfumería selectiva, con una cuota de mercado cercana al 10%, y con tres marcas en el top 20 del ránking mundial”, sostiene la empresa.

 

Por su parte, la división de Charlotte Tilbury integrará únicamente esta marca de cosmética, adquirida por Puig el pasado junio. Por último, Derma agrupará las marcas Uriage y Apivita, en las que Puig tiene una participación mayoritaria, así como la participación del 50% en Isdin que mantiene a través del hólding familiar Exea.

 

 

 

 

El conjunto de estas tres empresas posiciona a Puig, según la empresa, como el tercer mayor operador del sector dermocosmético de venta en farmacias en Europa, con dos de sus marcas en el top 10 del ránking.

 

Los motores de crecimiento de Puig de cara a los próximos años serán el canal digital y China, que supondrán un 30% y un 25% de las ventas en 2025, respectivamente. Además, Puig tiene acuerdos que le permitirán alcanzar posiciones mayoritarias en empresas en las que ahora tiene participaciones minoritarias, como Loto del Sur, en Colombia, o Kama Ayurveda, en India.

 

Fundada en 1914, Puig continúa en manos de la familia fundadora y está liderada por Marc Puig. La empresa cerró 2019 con unas ventas de 2.029 millones de euros, un 5% más que el año anterior, pero redujo su beneficio después de impuestos un 6,6%, hasta 226 millones de euros, lo que supuso el primer descenso desde 2015. La empresa distribuye sus productos en más de 150 mercados de todo el mundo.

Publicidad
Comentar
Compartir
...