Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

19 Oct 202111:14

Pretty Ballerinas se estrena en el negocio de las colaboraciones con la española Bonnet à Pompon

17 Ene 2014 — 04:45
Modaes
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

La enseña especializada en bailarinas Pretty Ballerinas se estrena en el negocio de las colaboraciones. La compañía, propiedad del grupo Mascaró, acaba de lanzar al mercado una colección para el público infantil de la mano de la enseña española Bonnet à Pompon. La colaboración de ambas marcas se distribuirá en la red de tiendas de Pretty Ballerinas, así como en los puntos de venta de Bonnet à Pompon.

 

La colección está compuesta por seis modelos de bailarinas para el público infantil. Pretty Ballerinas ha decorado su diseño básico de bailarinas con elástico y Bonnet à Pompon las ha costumizado con uno de los elementos más característicos de la compañía, el pompón.

 

Los precios de lanzamiento de la colección comenzarán en los 80 euros y llegarán hasta 115 euros. Pretty Ballerinas distribuirá esta colección en los más de noventa establecimientos que tiene en todo el mundo, mientras que Bonnet à Pompon comercializará las bailarinas en su red de tiendas en España, Francia (donde tiene presencia a través de los grandes almacenes Galeries Lafayette) y Oriente Medio.

 

Según fuentes de Pretty Ballerinas, la enseña cuenta con nuevos proyectos de colaboración para este año, aunque por el momento se encuentran en fase de estudio.

 

Además de contar con una línea de calzado femenino e infantil, Pretty Ballerinas lanzó a principios de verano una nueva colección, Pretty Loafers, inspirándose en los primeros mocasines diseñados por el grupo Mascaró.

 

En la actualidad, el volumen de producción del grupo Mascaró es de 600.000 pares de zapatos anuales, un 70% de los cuales se destina a exportaciones. Pretty Ballerinas produce más de 300.000 pares de zapatillas al año. 

 

Bonnet à Pompon, por su parte, inició su andadura en el sector en 2009, cuando Alejandra Sánchez-Ramade decidió fundar su propia enseña de moda infantil. 

 

Publicidad
Comentar
Compartir
...