Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

19 Nov 201700:32

h Empresa

Pepe Jeans: objetivo África, Oriente Medio y Asia y 900 millones en 2019 tras la compra de M1

Pepe Jeans apuesta por los mercados emergentes para poner en marcha una nueva etapa de crecimiento. Tras pasar a manos del grupo libanés M1 y del fondo L Capital Asia, la compañía se centrará en su...
11 Feb 2015 — 05:00
P. Riaño
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

Pepe Jeans apuesta por los mercados emergentes para poner en marcha una nueva etapa de crecimiento. Tras pasar a manos del grupo libanés M1 y del fondo L Capital Asia, la compañía se centrará en su desarrollo en África, Oriente Medio y Asia. Pepe Jeans, que quiere convertirse en una compañía global, finalizará el ejercicio 2015, que concluye el próximo 31 de marzo, con unas ventas de 560 millones de euros, según fuentes de la empresa. La compañía, que engordará su negocio con la gestión de Façonnable, propiedad de M1, se ha marcado el objetivo de disparar sus ventas un 79% y duplicar su ebitda hasta 2019.

 

A la espera del cierre definitivo de la operación (que está previsto para finales del próximo abril), Pepe Jeans pasará a estar controlada por el M1, en una operación valorada en alrededor de 730 millones de euros. En la compraventa, que ha supuesto la desinversión de Torreal, Artá Capital y L Capital, participa el fondo L Capital Asia.

 

El equipo directivo de Pepe Jeans mantendrá su posición en el accionariado. Una treintena de directivos y asociados reinvertirán en la empresa, pasando a controlar de forma conjunta algo menos del 30% del capital que poseían hasta ahora. Además de Carlos Ortega (consejero delegado) y Javier Raventós (director financiero), en este grupo figuran también Silas Chow y Lawrence Stroll, responsables del lanzamiento de empresas como Michael Kors o Tommy Hilfiger.

 

Con sede central en Barcelona, Pepe Jeans cuenta con una amplia presencia en Europa. La empresa, que ya se ha adentrado en países como India, apuesta ahora por desarrollarse en mercados emergentes. Así, la compañía, que controla también la firma británica Hackett, utilizará el conocimiento de mercado de M1 en África y Oriente Medio, mientras en Asia se apoyará en L Capital Asia.

 

Si L Capital Asia ha invertido en compañías como la india Fabindia o la australiana Seafolly, M1 centra su actividad en los sectores de la construcción y las telecomunicaciones en mercados emergentes. Su mayor inversión en moda se realizó en 2007 con la compra por 210 millones de dólares de Façonnable a Nordstrom, si bien en 2011 pujaron también por All Saints, que finalmente fue adquirida por Lion Capital.

 

Pepe Jeans está presente actualmente en más setenta países, con un total de 290 tiendas propias, 170 franquicias y más de 6.000 puntos de venta multimarca. La compañía está comenzando ya a explorar su entrada en el mercado africano, además de su desarrollo en Oriente Medio y Asia. En el continente asiático, la empresa ha desembarcado con fuerza en India, tras tomar el control de su marca en el país, y, ahora, quiere replicar la expansión realizada en este mercado en el resto de países emergentes.

 

Estados Unidos es otra de las asignaturas pendientes de Pepe Jeans. En este caso, la empresa contará con la estructura de Façonnable, que cuenta con penetración en el mercado. De hecho, está previsto que Pepe Jeans pase a gestionar el negocio de Façonnable, aportando a la marca su conocimiento sobre el sector.

 

 

 

 

El negocio engorda con Façonnable

Así, Façonnable pasará a engordar el negocio de Pepe Jeans. Además de Pepe Jeans London y Hackett, el negocio de la compañía está compuesto por la gestión de la marca Tommy Hilfiger en España, así como de tres enseñas de Calvin Klein. Pepe Jeans gestiona la distribución en España y Portugal de las líneas Calvin Klein Underwear, Calvin Klein Jeans y Calvin Klein platinum label.

 

Según consta en la documentación elaborada por la empresa para la venta a M1 y L Capital Asia, las previsiones de la empresa pasan por finalizar el ejercicio actual (que se cerrará el próximo 31 de marzo) con unas ventas de 560 millones de euros. Las ventas del grupo se elevarán hasta 913 millones de euros en 2019 si se mantienen sus previsiones.

 

Respecto a la evolución de su ebitda, Pepe Jeans proyecta cerrar el ejercicio con 81 millones de euros, frente a los 69 millones de euros del año anterior. En 2019, el ebitda del grupo se habrá más que duplicado, situándose en 159 millones de euros.

 

Pepe Jeans alcanzó en el último ejercicio (finalizado el 31 de marzo de 2014) una cifra de negocio de  515,98 millones de euros, lo que supuso un incremento del 7% respecto al año anterior. La compañía, cuya plantilla estaba formada por 2.637 personas, logró mejorar en un 21,9% su resultado de explotación, que se ha situó en 52,49 millones de euros a cierre de 2014.

 

El resultado neto de la empresa se disparó un 58% en 2014 y se situó en 47,95 millones de euros, gracias a la mejora de la actividad de explotación y también al resultado obtenido por la desinversión en el negocio conjunto que el grupo tenía con Coach para el mercado europeo

 

 

Un nuevo movimiento en el capital

Los orígenes de Pepe Jeans hay que buscarlos en 1973, cuando tres hermanos hindúes (Nitin, Arun y Milan Shah) pusieron en marcha un puesto de ropa vaquera en Portobello Road, en Londres. A mediados de los ochenta, Silas Chou y Lawrence Stroll se hicieron con la empresa para impulsar su crecimiento. 

 

A finales de los años noventa, los directivos españoles de la compañía, Carlos Ortega y Javier Raventós, se hicieron con el control de la empresa mediante un MBO (management buy out), que lanzaron con el apoyo de 3i. 

 

La operación no representó la compra del cien por cien de la empresa, sino de la actividad en España, Francia, Italia, Grecia, Oriente Medio y Latinoamérica. La compañía inició entonces un proceso para recomprar su marca en todo el mundo.

 

En 2005, el accionariado de Pepe Jeans volvió a remodelarse. Torreal, brazo inversor de Juan Abelló, se hizo entonces con el 43% del capital de la empresa por cincuenta millones de euros.

 

En agosto de 2010, Pepe Jeans dio entrada en su accionariado a L Capital. En la operación, que valoró a Pepe Jeans en más de 300 millones de euros, también se sumó al capital de Pepe Jeans la gestora de capital desarrollo Artá Capital, fundada por Corporación Financiera Alba (Grupo March) y Mercapital. Artá Capital y L Capital controlaban hasta ahora el 27,9% de Pepe Jeans, pero el primer accionista del grupo continuaba siendo Torreal, que copaba el 31%. 

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...