Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

21 Sep 202122:57

Nextil: Sherpa Capital pone nombre al hólding textil de los 200 millones en 2020

Bajo este paraguas, Sherpa Capital define el nuevo grupo industrial que agrupa las distintas adquisiciones que ha llevado a cabo en los últimos años en el sector textil, desde Dogi a Ritex.

25 Jun 2018 — 04:58
S. Riera
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

Nextil: Sherpa Capital pone nombre al hólding textil de los 200 millones en 2020

 

 

Sherpa Capital pone nombre al nuevo grupo textil. Después de cuatro años de adquisiciones en el sector, que empezaron en 2013 con Dogi y concluyeron, por ahora, en 2017 con Ritex, el grupo inversor ha empezado a dar forma a su nueva estructura, trasladando la sede y reordenando la plantilla. Ahora dan un paso más y pone nombre al hólding que está construyendo: Nextil Group, según ha explicado Alfredo Bru, cofundador de Sherpa Capital y consejero delegado de la empresa, a Modaes.es.

 

La empresa avanzó en este sentido con el cambio del nombre social, que anunció la semana pasada y que deberá ser aprobado en la próxima junta de accionistas, cuya celebración está prevista para el próximo miércoles. De este modo, el nuevo proyecto empresarial dejará atrás la denominación social de Dogi International Fabrics y pasa a ser Nueva Expresión Textil. Nextil será la marca con la que se presente el grupo.

 

Bajo el paraguas Nextil Group cuelgan las distintas unidades de negocio que ha ido incorporando Sherpa Capital a golpe de adquisición, pero ahora ya vinculadas entre sí y con una plantilla conjunta y estructurada, compuesta por un total de 300 personas. De este modo, Dogi pasa a ser una marca más del nuevo grupo, especializada en textil elástico, junto a QTT, de tejeduría para el fast fashion; Ritex, de tejido para el deporte y el baño, y Treiss, de prendas de punto.

 

 

 

 

El nuevo grupo también ha inaugurado oficinas en Argentona (Barcelona), trasladándose de su antigua sede de Dogi Spain, en El Masnou (Barcelona). Este movimiento supuso también una reorganización de la plantilla, que afectó a unas sesenta personas. La compañía prevé que el ajuste se traduzca en un ahorro anual de 4,4 millones de euros.

 

Bru se colocó al frente de la gestión diaria del grupo tras la adquisición de Dogi. Ahora, con la nueva estructura, la empresa ha reforzado la cúpula directiva con la incorporación de Manuel Martos, otro directivo del fondo inversor, como director general en funciones. La empresa prevé sustituirle a principios del año que viene.

 

Dejamos de ser un conjunto de pequeñas empresas para constituir un grupo bajo la marca Nextil”, explica Bru. “Vemos ya muchas sinergias entre todos los negocios y apostamos ya de manera firme por la verticalización”, asegura el empresario.

 

 

 

 

Con la consolidación de la nueva estructura, Sherpa Capital da forma al grupo con el que aspira alcanzar 200 millones de euros en 2020, la cota que se marcó el grupo inversor tras cerrar la adquisición de Dogi en 2014. Durante este periodo, el fondo de capital riesgo ha erigido un grupo industrial en el sector textil, que cerró 2017 con ventas de cerca de 63 millones de euros.

 

No obstante, las adquisiciones y reestructuraciones consiguientes también han penalizado su rentabilidad, junto con la evolución natural del mercado de la moda. El año pasado, la aún Dogi International Fabrics registró un resultado bruto de explotación (ebitda) negativo de 3,09 millones de euros.

 

La empresa también regresó a números rojos, concluyendo el ejercicio con pérdidas de 7,09 millones de euros. A cierre de 2017, Dogi sumaba una deuda financiera de 23,99 millones de euros, frente a los 15,48 millones de euros de 2016.

 

Sherpa Capital continúa rastreando el mercado en busca de más oportunidades en el sector textil para continuar avanzando en engordar el tamaño de Nextil. Según Bru, continúan analizando empresas que aporten sinergias al grupo para acelerar el crecimiento de manera orgánica e inorgánica.

Publicidad
Comentar
Compartir
...