Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

17 Dic 201701:37

h Empresa

La segunda juventud de Escorpión

La histórica enseña de moda femenina Escorpión se prepara para vivir una segunda juventud. Tras superar el año pasado el concurso de acreedores y ser adquirida por un grupo de inversores privados, la empresa se centra en dar un giro a su trayectoria elevando su posicionamiento y  rejuveneciendo su público, apostando al cien por cien por la distribución en el canal multimarca. Fundada en 1954 (si bien la empresa inició su desarrollo en 1929 como fabricante...

17 Feb 2014 — 04:34
P. Riaño
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

 

La histórica enseña de moda femenina Escorpión se prepara para vivir una segunda juventud. Tras superar el año pasado el concurso de acreedores y ser adquirida por un grupo de inversores privados, la empresa se centra en dar un giro a su trayectoria elevando su posicionamiento y  rejuveneciendo su público, apostando al cien por cien por la distribución en el canal multimarca.

Fundada en 1954 (si bien la empresa inició su desarrollo en 1929 como fabricante de calcetines), la marca Escorpión se dirige exclusivamente al público femenino adulto. "Nuestro target es una mujer mayor -explica Javier Doiz, director comercial de la enseña-; hemos dado un giro a nuestro producto para conseguir rejuvenecerlo".

Doiz explica que Escorpión quiere captar ahora a una mujer con una edad alrededor de los 40 años y, en paralelo, elevar su posicionamiento. "Seguimos siendo una marca identificada por el punto, tenemos que subir el nivel", señala Doiz, que antes de trabajar en Escorpión formó parte de la ya desaparecida Aninoto.

Escorpión compite en un segmento de mercado que se ha visto fuertemente dañado por la situación económica y en el que un gran número de empresas españolas han desaparecido durante los últimos años. El precio medio de Escorpión se sitúa en 80 euros.

Con la incorporación de los nuevos accionistas, la empresa ha introducido una nueva imagen, sustentada en la renovación de su equipo creativo, ahora liderado por Sybille Gramaglia. La dirección de negocio, en cambio, sigue en manos de Bernat Biosca, miembro de la cuarta generación de la familia fundadora de la compañía.

El pasado julio, un grupo de inversores se hizo con el control de Escorpión e inyectó en la empresa un total de tres millones de euros. La empresa, hasta entonces propiedad de la familia Biosca, acababa de salir del concurso de acreedores, tras verse duramente afectada por la caída del consumo en España.

La empresa no quiere facilitar detalles acerca de sus nuevos propietarios. Escorpión operaba hasta el año pasado a través de la sociedad Biosca Riera, actualmente en liquidación. En agosto de 2013, el Juzgado Mercantil número 7 de Barcelona adjudicó la venta de la unidad productiva de Escorpión a la sociedad Branding & Digital Communication, controlada, según el Registro Mercantil, por Jordi Martorell González.


El cambio de manos y la inyección de nuevos recursos han permitido a Escorpión seguir adelante con el cambio de estrategia que la marca comenzó a introducir hace dos años, cuando decidió echar el cierre a todas sus tiendas monomarca para centrase en exclusiva en el canal multimarca. La enseña está presente por primera vez en la feria Momad Metrópolis, donde pretende captar nuevos clientes multimarca a través de su nueva imagen.

Actualmente, la empresa distribuye el cien por cien de sus prendas en tiendas multimarca y El Corte Inglés, tanto en España como en el extranjero. Los mercados internacionales copan el 50% del negocio total de Escorpión, cuya plantilla está formada hoy por 24 personas.

Además de centrarse en el canal multimarca, la reestructuración de Escorpión supuso adaptar su plantilla a la situación actual del mercado. En 2010, la empresa entró en los juzgados al no poder hacer frente a su deuda, que ascendía a doce millones de euros, y presentó dos expedientes de regulación de empleo (ERE) para despedir más de un centenar de trabajadores. Según los últimos datos disponibles, la compañía cerró el ejercicio 2011 con  una cifra de negocio de 13,7 millones de euros.

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...