Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

20 Nov 201710:41

h Empresa

La familia Albadalejo releva a Shanghai Tang en Madrid con su marca Meermin

07 Nov 2011 — 00:00
Compartir
Me interesa

Álex Montera. Madrid.- Meermin, la línea de zapatos clásicos a precios asequibles de la familia Albadalejo, desembarca en España. La firma mallorquina acaba de abrir en el barrio de Salamanca de Madrid su primera tienda en España, en el local que ocupaba hasta ahora Shanghai Tang. Es el primer paso de su estrategia de expansión nacional e internacional.

La relación entre Meermin y Carmina Shoemaker, propiedad de la familia Albadalejo, es puramente familiar, ya que son empresas distintas con sus respectivos capitales y están gestionados por familiares distintos.  

 

Meermin también comercializa zapatos clásicos, y además sport, pero a un precio más asequible, a partir de los 100 euros, según ha informado a Modaes un portavoz de la enseña.

 

El primer establecimiento de Meermin en España, que abrió sus puertas el pasado octubre, se ubica en el número 20 de la calle Claudio Coello en un local que ocupó hasta septiembre la firma de lujo asiático Shanghai Tang, propiedad de Richemont, que cierra su única tienda en el mercado nacional.

 

La enseña mallorquina llevaba tiempo buscando una ubicación en Madrid y la operación se firmó en verano, según ha explicado Anna Calvo de Busquets Gálvez, la inmobiliaria que intermedió la operación.

Meermin abrió a principios de año en Tokio su primera tienda propia. La firma está presente en el mercado japonés desde hace diez años vendiendo a través de multimarca en grandes almacenes de lujo. Sus zapatos tienen un precio más elevado en Japón por los costes de distribución. La compañía espera que su tienda de Tokio alcance un volumen de ventas entre los 500.000 y el millón de euros en su primer año en funcionamiento.

 

Las previsiones son más modestas para la tienda de Madrid, donde estiman recaudar unos 500.000 euros en ventas en los primeros doce meses. El siguiente objetivo de la enseña es abrir en Barcelona. “Si encontramos un buen local rápido podríamos instalarnos en marzo sino en agosto o septiembre”, aseguran las fuentes.

 

Meermin podría desembarcar al mismo tiempo en Bilbao, donde están recibiendo “buenas propuestas” de locales. Tras la expansión española, la firma tiene la vista puesta en la entrada en Alemania y Suiza entre 2012 y 2013, aunque dicha operación dependerá de la capacidad financiera y del nivel de ventas cosechado.

 

La enseña no se plantea comercializar sus zapatos a través de multimarca ni en España ni Europa, como sí está haciendo en Japón. Aparte de su línea comercial, Meermin también es el proveedor de calzado de la Armada británica y de la francesa.

Carmina Albadalejo nació en 1866 en Inca (Mallorca) de mano de Matías Pujadas. Su hijo, Mateo Pujadas, abrió la primera fábrica de zapatos cosidos goodyear en Baleares.

 

En la década de los 60, el bisnieto del fundador, José Albadalejo Pujadas, creó Yanko, que en algunos años pasó a ser una de las principales factorías del sector con una producción anual de un millón de pares.

 

En 1997 la familia Albadalejo creó una nueva compañía bajo el nombre de Carmina Albadalejo Shoemaker para fabricar zapatos artesanos de calidad.

Publicidad
Relacionados
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...