Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

14 Ago 201820:13

h Empresa

Inditex se enfrenta a su examen de 2013 con la incógnita de la recuperación en España

17 Mar 2014 — 04:56
Custodio Pareja
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

 

 

 

 

El gigante gallego Inditex se enfrenta este miércoles 19 a su examen anual. Ante la mirada de todo el sector, la compañía desvelará a mitad de semana sus resultados correspondientes al ejercicio 2013, en los que se comprobará si la recuperación de la economía española en los últimos meses del año ha tenido un impacto positivo en sus cuentas, después de que en los tres primeros trimestres del ejercicio moderara considerablemente el ritmo de crecimiento.

 

Las cuentas anuales desvelarán, por otro lado, si Inditex ha seguido la tendencia que han marcado sus competidores en el último año y continuará creciendo, pero de una manera mucho más discreta a la de años anteriores. Además, Inditex se enfrenta a su presentación anual con la presión de las previsiones de los analistas y de los excelentes resultados de 2012, que no se han repetido en los nueve primeros meses del ejercicio actual.

 

“En septiembre les dije que algunos indicadores estaban empezando a mostrar señales de recuperación de la economía –afirmó Pablo Isla, presidente de Inditex, en la presentación de los resultados de los nueve primeros meses del año el pasado diciembre-; lo que hoy les puedo decir es que los indicadores al alza confirman que esa recuperación está teniendo lugar”.

 

Las previsiones de Inditex pasaban, según explicó Isla, por registrar un aumento de las ventas en España en el segundo semestre del ejercicio, tras haber sufrido una caída del 4,4% en los seis primeros meses del mismo. El grupo de distribución de moda facturó 1.585 millones de euros en España entre febrero y julio.

 

La débil situación económica en España explica en buena medida que Inditex haya moderado su crecimiento en el último ejercicio, tras un 2012 excepcional. A pesar de tener un alto grado de internacionalización, España es el principal mercado del gigante gallego, con un 21% de la facturación total en 2012.

 

El número uno de la distribución vivió en 2012 uno de sus mejores años, al registrar una cifra de negocio de  15.946 millones de euros, un 16% más que en el ejercicio anterior, y un beneficio de 2.361 millones de euros, con un alza del 22%. Estos resultados han hecho que la compañía haya vivido durante 2013 una presión continua por la comparación interanual.

 

El pasado ejercicio (que finalizó el 31 de enero de 2012), Inditex consiguió diversos hitos en los que se apoyó para cerrar un año excelente. La apertura de su flagship store en Nueva York, completar una red de distribución de más de 6.000 establecimientos, convertirse en la empresa número uno del Ibex, traspasar la barrera de los cien euros en bolsa o renovar la imagen de sus nueve cadenas ayudaron a que la compañía viviera un ejercicio récord.

 

Competidores

Los competidores directos de Inditex, el grupo sueco H&M y la compañía estadounidense Gap, han marcado en los últimos años una tendencia de crecimiento constante, pero discreta si se compara con el 2012 de la matriz de Zara. Si bien es cierto que Gap registró en 2012 un resultado neto de 1.135 millones de dólares, un 36,2% más, en 2013 la compañía sólo ha elevado su beneficio un 12,7%, hasta 1.280 millones de dólares. Las ventas de la compañía sí que han mantenido una trayectoria de aumento a un solo dígito en los últimos dos años, registrando un crecimiento del 7,5% en 2012 y del 3,1% en 2013.

 

H&M, el número dos de la distribución de moda en el mundo, ha continuado, por su parte, con su tendencia de desaceleración del resultado durante los últimos años, con ritmos discretos de crecimiento. El gigante sueco aumentó su beneficio en 2012 un 6,6%, hasta 16.867 millones de coronas suecas, mientras que en 2013 la compañía lo ha aumentado sólo un 1,6%, hasta 17.152 millones de coronas suecas. Las ventas se han elevado una media de un 8% en los dos últimos años.

 

 

La trayectoria que ha seguido Inditex en los tres primeros trimestres del año hacen prever que el grupo finalizará el ejercicio con un ritmo similar al que han llevado sus principales rivales durante los dos últimos ejercicios, y se alejará, así, del desbocado crecimiento registrado en 2012.

 

El grupo gallego comenzó el año mostrando sus primeros signos de debilidad. Tras obtener unos resultados excepcionales en 2012 y batir todos los récords, Inditex cerró el primer trimestre del año con el menor alza del beneficio de los últimos cuatro años. Mientras sus ventas crecieron un 5%, hasta 3.593 millones de euros, su beneficio aumentó sólo un 2%, hasta 439 millones de euros.

 

El primer semestre de 2013 reafirmó la tendencia que el grupo había seguido durante los tres primeros meses del año, frenado de nuevo su crecimiento respecto al mismo periodo de años anteriores. Aun así, la compañía siguió elevando sus resultados trimestre tras trimestre. En esta ocasión, la compañía aumentó su facturación un 6%, hasta 7.655 millones de euros, en el periodo de febrero a julio. Su beneficio, siguiendo los pasos de los tres primeros meses del año, se elevó sólo un 1%.

 

Hasta el tercer trimestre, los resultados continuaron en la misma tónica que en los trimestres anteriores: la facturación de Inditex creció un 5%, hasta 11.925 millones de euros de febrero a octubre, mientras que su beneficio aumentó, de nuevo, sólo un 1%, hasta 1.674 millones de euros.

 

La cuenta de resultados de Inditex ha sido un reflejo de la estrategia que ha seguido el grupo en el último año, que ha apostado más por la consolidación que por los grandes proyectos de crecimiento. Su no a las compras, no al lanzamiento de nuevos conceptos y no a la entrada en nuevos países ha hecho que el motor de crecimiento de la compañía se modere, dejando de lado las cifras de doble dígito para dar paso a unos resultados mucho más discretos.

 

Otra de las incógnitas que quedarán resueltas en la presentación de sus resultados anuales el próximo miércoles será la magnitud de la reestructuración de los puntos de venta de la compañía en todo el mundo. El grupo contaba a finales de octubre con una red de distribución formada por 6.249 establecimientos, de los que 1.869 están ubicados en territorio español.

 

El pasado diciembre, Inditex anunció la reorganización de su estrategia de expansión en todo el mundo. Este proceso ha supuesto el cierre de 175 tiendas de pequeñas dimensiones para centrarse en la puesta en marcha de nuevos flagship stores o la ampliación de tiendas ya existentes.

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...