Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

13 Dic 201708:23

h Empresa

Fuentecapala potencia su línea joven tras ajustar su capacidad productiva

12 May 2011 — 00:00
Compartir
Me interesa

Modaes.- El fabricante de moda masculina Fuentecapala, especializado en sastrería tradicional, diversifica su actividad con la potenciación de su línea joven, Kapala. La compañía acaba de lanzar la colección en el mercado europeo y prepara su introducción en el canal multimarca de Rusia y China.

La empresa, liderada por la segunda generación de la familia Vargas y con sede central en Madrid, es una de las últimas firmas de sastrería tradicional que quedan en España. El año pasado, la compañía presentó un expediente de regulación de empleo (ERE) que afectó a alrededor de noventa trabajadores.

“Fue un proceso lógico –explica Oscar Vargas, director e hijo del fundador de la empresa-; con una crisis como la actual es importante que te encuentres fuerte y robusto y fue necesario ajustar la capacidad productiva a la nueva demanda”.

 

La caída del consumo provocada por la crisis económica afectó especialmente al sector de la sastrería. Según Vargas, confluyeron dos elementos: por un lado, el aumento de importancia del precio para los consumidores (los precios de Fuentecapala oscilan entre los 600 euros y los 900 euros) y, por otro, el cambio de hábitos hacia “un vestir sport y casual”.

 

En la factoría del grupo, donde actualmente trabajan alrededor de 150 personas, se centralizan las actividades de diseño y de producción. Fuentecapala cerró el ejercicio 2010 con una facturación de 18 millones de euros. Un 30% de esta cifra procedió de los mercados internacionales, países por los que la empresa está apostando ante la evolución del consumo en España.

 

Ante esta situación, la empresa, cuya planta de producción se encuentra en Navalmoral de la Mata, en Cáceres, ha reaccionado lanzando al mercado una segunda línea “para dar respuesta a las tendencias del consumo”, siguiendo el ejemplo de firmas como Hugo Boss o Ermenegildo Zegna, que cuentan con colecciones con precios más reducidos.

 

En Kapala el peso de la creatividad es mayor que en Fuentecapala, que ofrece alta sastrería y trajes de ceremonia. La enseña, cuya producción se divide entre España y Portugal (mientras la primera línea se fabrica íntegramente en España), acaba de dar inicio a su internacionalización y está presente en siete centros de El Corte Inglés en el mercado nacional.

 

Actualmente, Kapala y Fuentecapala se comercializan en los mismos establecimientos habitualmente. El objetivo de la empresa es que las dos marcas se separen y consigan canales de distribución independientes.

 

Fuentecapala está presente actualmente en mil puntos de venta multimarca, un 50% de ellos en España y un 50% en el extranjero, con países como Reino Unido, Francia, Alemania o Italia a la cabeza.

 

La firma cuenta además con dos tiendas monomarca en Moscú y Pekín de la mano de socios locales. De momento, la empresa de sastrería aparca el desarrollo de su red de establecimientos monomarca, con la mirada puesta en retomar este proyecto “en dos o tres años”.

Publicidad
Relacionados
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...