Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

17 Nov 201813:39

h Empresa

Dolores Promesas se reinventa: reduce precios para atraer a las ‘millennials’ y cambia de imagen

La compañía española ha configurado también un comité estratégico y otro ejecutivo para seguir de cerca la implementación del plan de transformación de la marca. La empresa está inmersa en la búsqueda de socios para abrir su capital.

21 Mar 2018 — 05:00
L. Molina
Temas relacionados
Me interesa

Dolores Promesas se reinventa: reduce precios para atraer a las ‘millennials’ y cambia de imagen

 

 

Dolores Promesas se reinventa diez años después de su lanzamiento. La compañía española ha emprendido un proceso de transformación que supondrá el rediseño de su red de tiendas con un nuevo concepto, la ampliación de su oferta de básicos y una reducción de los precios en parte de su colección homónima para atraer al público millennial y elevar el gasto de su clienta habitual. En paralelo, el grupo está buscando socios para abrir su capital y acelerar su crecimiento.

 

Para seguir de cerca la implementación de los cambios, la empresa ha configurado un comité estratégico, formado por los tres socios fundadores, y otro ejecutivo, con siete altos cargos de la compañía, según ha explicado Javier Lapeña, director general de Dolores Promesas, a Modaes.es.

 

El primer cambio realizado en el marco de su posicionamiento ha sido el nombramiento de Miryam Pintado, cofundadora de la marca, como nueva directora de producto de Dolores Promesas. Hasta ahora, la ejecutiva pilotaba el área creativa junto a Alicia Hernández, que se mantiene al frente del departamento en solitario.

 

 

 

 

El proceso de transformación de Dolores Promesas, que durará varios años, prevé en primer lugar la actualización y redefinición de todos los elementos gráficos, como el logotipo y los colores corporativos. Además, la compañía renovará de forma escalada el diseño de sus veintiséis tiendas en el mercado español, ocho de ellas propias y el resto franquiciadas.

 

El primer establecimiento en el que la empresa implementará su nueva imagen será el del centro comercial Moraleja Green de Alcobendas (Madrid). Dolores Promesas apostará por un diseño de tienda más diáfano, reduciendo los elementos decorativos para que el producto gane protagonismo. Asimismo, se entremezclarán los artículos de las distintas colecciones que ofrece la marca.

 

Otros de los ejes de acción del nuevo plan serán el producto y los precios. En relación al primero, Dolores Promesas incorporará más básicos a sus colecciones para “que ayuden a completar y comunicar el resto de colecciones”, según citan fuentes de la propia empresa. Además, la compañía reducirá los precios de su línea de producto más baja, con el objetivo de atraer al público millennial y elevar las compras entre sus clientas habituales, mujeres de entre 35 y 50 años con un poder adquisitivo medio-alto.

 

 

 

 

Para supervisar de manera periódica todos estos cambios, Dolores Promesas ha creado un comité estratégico formado por los tres socios fundadores de la marca: Javier Lapeña, Miryam Pintado y Alicia Hernández. La misión del órgano, que se reunirá de manera trimestral, será asegurar el posicionamiento deseado a medio y largo plazo.  

 

Por otro lado, el nuevo comité ejecutivo de la compañía, que velará por alinear la estrategia con el crecimiento de la empresa, estará compuesto por Javier Macaraque, director de administración; Marta Ferreiro, responsable de retail; Lola Vaquero, directora de márketing y Beatriz Lapeña, que pilota el área de logística. Lapeña, Pintado y Hernández, por su parte, también estarán en el ente en calidad de director general, directora de producto y responsable creativa, respectivamente.

 

Dolores Promesas cerró 2017 con una facturación de 8,1 millones de euros, frente a los 7,3 millones que ingresó en el año anterior. En 2018, la empresa prevé alcanzar unas ventas de 9,85 millones de euros.

 

 

 

 

En lo que va de año, el grupo ha abierto dos nuevos corners en Marbella (Málaga) y Gijón (Asturias) de la mano de El Corte Inglés, donde suma un total de nueva puntos de venta. A lo largo de 2017, Dolores Promesas reforzó su presencia con nuevos espacios en los centros que el grupo español de grandes almacenes tiene en Santander, Zaragoza y Vigo, que se sumaron a los de Bilbao, Pamplona y Alicante.

 

La compañía tiene entre sus planes alcanzar una cifra de negocio de quince millones de euros en 2022. De darse la entrada de un socio, la empresa prevé duplicar esa previsión, hasta 30 millones de euros. En la actualidad, Javier Lapeña y las otros dos socias fundadoras, Alicia Hernández y Miryam Pintado, controlan el 81% del capital. 

 

Dolores Promesas se fundó en 2006Antes de emprender con la marca, Lapeña trabajó para el grupo VF como director de márketing y comercial de la marca Lee para España y Portugal. Hernández y Pintado, por su parte, son propietarias de la agencia de prensa The Gallery Room. En 2015, la compañía creó la sociedad Leyenda Personal Retail para gestionar y optimizar su negocio de retail en el mercado español e internacional. 

Publicidad
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...