Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

20 Ago 201822:49

h Empresa

Aristocrazy proyecta más de veinte aperturas en 2014 y la entrada en Rusia, Guatemala y Dubái

Aristocrazypisa el acelerador. La compañía española de joyería, propiedad de la familiaSuárez, prevé poner en marcha más de una veintena de tiendas en 2014 para concluir el año con una red...
25 Abr 2014 — 05:00
S. García/ P. Riaño
Compartir
Me interesa

Juan Suárez y Emiliano Suárez

 

 

Aristocrazy pisa el acelerador. La compañía española de joyería, propiedad de la familia Suárez, prevé poner en marcha más de una veintena de tiendas en 2014 para concluir el año con una red de distribución formada por 70 establecimientos en cerca de una decena de países, tal y como ha explicado Juan Suárez, director ejecutivo y miembro de la tercera generación de la familia, a Modaes.es. Los planes de la empresa pasan por entrar en tres nuevos mercados este año: Rusia, Dubái y Guatemala.

 

La enseña nació en 2010 como segunda línea de joyería de Suárez gracias al impulso de la tercera generación de la familia, formada por Emiliano (director de márketing estratégico del Grupo Suárez), Gabriel (director comercial de Suárez) y Juan (en la fotografía, a la izquierda, junto a su hermano Emiliano), hijos de Benito Suárez y sobrinos de Emiliano Suárez, representantes de la segunda generación de la empresa fundada en 1943 por Emiliano Suárez.

 

La cadena se ha posicionado en el segmento del lujo accesible siempre vinculada a la moda, con unos precios que oscilan entre los 60 euros y los 3.000 euros. “El reto con Aristocrazy fue introducir la joyería en el circuito de compras de la mujer”, explica Juan Suárez, que reporta a Guillermo Padellano, consejero delegado de Aristocrazy.

 

Pese a que la compañía no facilita su cifra de negocio, Suárez sostiene que Aristocrazy se encuentra en beneficios y que tiene previsto vender alrededor de 500.000 piezas de joyería en 2014. La empresa, que financia todos sus proyectos con recursos propios y deuda, fabrica el cien por cien de su producción de joyería en Europa y sus piezas de relojería en China.

 

La empresa cuenta actualmente con 49 establecimientos, veinticinco de los cuales están ubicados en el mercado español. El último de ellos es el flagship store de 200 metros cuadrados que Aristocrazy ha puesto en marcha en el número 35 de Paseo de Gracia, en Barcelona, en un local ocupado hasta ahora por Cartier. “En España, la mayor visibilidad internacional está ahora en Paseo de Gracia”, subraya Suárez.

 

En este eje comercial, Aristocrazy comparte espacio con otros operadores de joyería y moda como TousCartierBimba y Lola o Loewe. “Todo es competencia: la consumidora es infiel y al final compites con todos los segmentos, desde joyería y accesorios hasta tecnología”, sostiene Juan Suárez.

 

Aristocrazy tiene previsto sumar dos nuevos puntos de venta en 2014 en el mercado nacional. Uno de ellos abrirá sus puertas en la ciudad de San Sebastián y el otro estará ubicado en el complejo comercial La Roca Village, propiedad de Value Retail, y lo hará bajo el formato outlet.

 

No obstante, Juan Suárez destaca que su objetivo no es contar con una extensa red de distribución en el mercado nacional. “No queremos masificar el mercado, porque la clienta tiene que seguir queriendo entrar en la tienda a comprar, por ello, sólo tenemos previsto abrir tiendas en las principales ciudades del país”, añade.

 

En paralelo a las aperturas en España, Aristocrazy está centrando esfuerzos en la ejecución de su plan de expansión internacional, con el que tiene previsto desembarcar en Guatemala, Dubái y Rusia este año. La compañía también sumará nuevos puntos de venta en ciudades como Oporto, Doha y Lisboa, así como en países como México y Chile, donde opera de la mano de El Palacio de Hierro y el grupo Falabella, respectivamente.

 

Latinoamérica es una de las regiones por las que más está apostando la empresa. “Es un mercado muy interesante y en el que estamos teniendo buenos resultados, por lo que seguiremos apostando por él”, destaca Suárez. En este sentido, la compañía se encuentra en negociaciones con dos posibles socios para desembarcar en Colombia.

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...