Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

08 Jul 202002:54

Andrés Sardá penaliza las evolución del grupo belga Van de Velde

02 Mar 2010 — 00:00
Temas relacionados
Compartir
Me interesa
Van de Velde, especializado en la producción de ropa interior y lencería de gama alta, acusa la adquisición en 2008 de Andrés Sardá. El grupo belga sostiene que sus evolución en 2009 se ha visto condicionada por la caída del negocio de la firma catalana.La compañía, propietaria de las marcas Marie Jo, PrimaDonna y Andrés Sardá, ha cerrado el ejercicio 2009 con una cifra de negocio de 140,1 millones de euros, con un incremento del 5,3% respecto a 2008. Se trata del primer año en que Van de Velde ha tenido en cuenta el negocio de Andrés Sardá en los doce meses. Fundada en 1919 por Achiel and Margaretha Van de Velde, la empresa ha registrado en 2009 un resultado neto de 26,6 millones de euros, con un retroceso del 7% respecto a los 28,6 millones de euros que ganó el año anterior. En la presentación de resultados, el grupo de moda íntima destaca especialmente el mal comportamiento de Andrés Sardá, cuyas ventas "cayeron especialmente respecto al ejercicio precedente". "El retroceso de las ventas ha tenido lugar principalmente en España y está relacionado con el entorno económico, entre otros cambios", señala la empresa. Andrés Sardá ha impactado también en el beneficio antes de impuestos (ebitda), debido a "unos costes de reestructuración de 2,9 millones de euros". Además de clausurar una planta de producción en Hungría, el grupo llevó a cabo el cierre de las instalaciones de la firma catalana en Badalona (Barcelona), que se trasladaron a Bélgica. La compañía, que se muestra optimista respecto a la evolución del negocio en 2010, contaba con una plantilla de 1.649 personas en sus fábricas y tiendas a cierre de 2008, antes de acometer el cierre de las plantas de Hungría y Barcelona.
Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...