Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

15 Dic 201901:47

Plan de expansión, quién te ha visto y quién te ve

Plan de expansión, quién te ha visto y quién te ve

 

 

Hacerse mayor (o al menos ver como cada vez hay más personas más jóvenes que una en la oficina) también tiene sus ventajas. Una muy clara, la experiencia y la perspectiva que dan los años. 

 

En Modaes.es nos gusta pisar territorio. Aunque casi siempre nos quedemos en Madrid y Barcelona, nos encanta desplazarnos a Elche, Arnedo, Baleares o Galicia para conocer de cerca el día a día del sector. Esta semana hemos visitado a una empresa de aquellas que, por procedencia y propiedad, probablemente no se habría sentado nunca con un periodista para explicar su situación económica, sus planes y sus objetivos.

 

Se trata de Ternua Group, una compañía de carácter familiar que tiene su sede en Arrasate/Mondragón (Guipúzcoa), en mitad de territorio montañoso, de gran riqueza industrial y tradición de cooperativa.

 

Es de apreciar que una empresa de estas características, que no tendría ninguna necesidad de comunicar nada a nadie, quiera hacer partícipes al resto de profesionales del sector de sus ambiciones para los próximos años. Pero lo que me ha llamado la atención de mi expedición no es que empresas como Ternua estén cada vez más abiertas a hablar con los medios, si no cómo han cambiado en mis años de profesión esto de los planes de expansión.

 

Hace quince años, antes de que la crisis situara a un gran número de empresas en una realidad mucho menos excitante, los planes de expansión hablaban de cantidad países, de decenas de tiendas y de crecimientos que, tranquilamente, podían llegar al doble dígito anual. “Creceremos un 20% anual hasta 2020”, “cuadruplicaremos nuestra red de distribución”, “entraremos en nueve países” o “invertiremos tantos millones” eran expresiones que un periodista solía oír cuando preguntaba a una empresa de moda sobre sus planes en un futuro cercano.

 

Ahora, no sólo no me extraña, si no que me genera sensaciones positivas, oír planes de expansión como los de esta empresa vasca, fuerte en un nicho como el de moda outdoor, y no falta de ambición, pero que también da la sensación de tener los pies bien en la tierra.

“Hay que ser ambicioso. A veces esta palabra se usa y suena mal. Pero para que el sueño llegue a hacerse realidad debe ser ambicioso”, me decía su presidente, Juan Luis Lasa. Y a Ternua no ambición no le falta, aunque no vaya acompañada de decenas de tiendas ni de millones de inversión.

 

“Nuestra fórmula es sencilla: tenemos una gran fortaleza en gestión”, explicaba. “En la moda habitualmente se hace al revés: el punto de partida es la chispa, el diseño. Esto te da cosas buenas, pero luego sales al mundo real… Como dice un amigo, la moda debe ser un 5% poesía y un 95% gestión”. Razón no le falta.

...