Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

21 Sep 201707:12

Brotes verdes y otras ilusiones

Brotes verdes

 

El mundo del retail textil anda revuelto y nervioso. Han aparecido algunos brotes verdes, las ventas han parado su descenso que parecía casi eterno y corren rumores sin fin: “La marca xxx ha aumentado las ventas un  x%”, “Las ventas en internet van como un tiro” o “El sábado no cabía un alfiler en la tienda de xxx”.

 

¿Cual es la realidad del consumo?

 

Efectivamente, se han visto algunos brotes verdes. Después de un fin de año 2012 desastroso (con aumento del IVA)  y un comienzo del actual muy malo, las cosas han ido algo mejor en julio-agosto (rebajas y turismo), han seguido bien en septiembre y se han  frenado por las condiciones meteorológicas inusuales en octubre y noviembre, pero lo más importante es que las expectativas del retail para la temporada navideña son favorables y se espera dejar atrás el desastre del año anterior.

 

Esta misma evolución es la que ha seguido la distribución en general, no sólo la de vestuario, ya que las ventas del comercio al menor, según la estadística del INE, muestran un signo positivo en septiembre, después de meses de retrocesos, y el indicador de confianza del comercio minorista apunta también hacia niveles positivos. Así, en octubre, se sitúa en un nivel de - 5 mientras que era de -20 en el mismo mes de 2012 y también con unas expectativas positivas para los próximos meses.

 

Por tanto, se puede decir que vamos algo mejor pero sin olvidar que continuamos en una situación muy depresiva. Así las ventas de vestuario en 2013 se sitúan en media un 15% por debajo de 2010, año en el que hubo una cierta estabilidad en el consumo.

 

Recientemente, el gobernador del Banco de España ha resumido la situación de manera muy clara: “El consumo habría crecido ligeramente (en el tercer trimestre) aunque todavía en un panorama de gran debilidad, consecuencia del descenso en la renta disponible (ligada al empleo y a los salarios, básicamente), de la pérdida de riqueza de los hogares y del elevado endeudamiento de las familias”.

 

Dado que no se comenzará a crear empleo neto antes de 2015, la tasa de paro todavía se mantendrá elevada alrededor del 25%, según el propio Gobierno español, y si los salarios no crecen o si lo hacen van siempre por debajo de la inflación, todavía nos esperan muchos meses con pocas alegrías en el consumo. Ante este panorama lo más prudente es continuar luchando, sin olvidar el ir preparándose para cuando la recuperación se materialice de verdad.

...