Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

16 Dic 201713:55

Los cambios políticos y sus consecuencias en la moda de España

Los cambios políticos y sus consecuencias en la moda de España

Obviamente me refiero a la industria y al negocio de la moda en España. Ya quisiéramos algunos que cualquier cambio político se reflejara en una potenciación de nuestro sector pero no es ni será ,lamentablemente,una prioridad.

Otros sectores industriales y organizaciones empresariales tienen una poderosa influencia sobre los distintos partidos políticos y ya llevan un tiempo proponiendo medidas que multipliquen las posibilidades de que el tejido industrial español sea más competitivo,exporte más y que, en definitiva,aumenten los ingresos. Para ello tocan la fibra de la preocupación española y su problema más galopante, el enorme paro existente.

Estos sectores, y tal vez un par de actores gigantes del mundo de la moda,tienen en sus manos las posibilidades de crear un mayor número de empleos y es los que pueden presionar más y mejor a este respecto. La industria de la moda española,quitando Inditex y Mango,está compuesta por pymes y autónomos que deben ser ayudados con medidas crediticias y legislativas que supongan la incentivación necesaria para crear negocio y empleo.

La industria de la moda de por sí no ha tenido ni la fuerza (no ha sido tomada en serio como un modelo de negocio innovador y competitivo) ni ha comunicado estos esfuerzos a la masa social,ya que una visión frívola de la misma la apartado de ella.

Que haya recortes ,reducción de gastos y pérdida de subvenciones (un “tumor” del sector,entre otros) tiene que servir para apostar por negocios viables y no mantenidos con “vida artificial” insuflada por inyecciones económicas a fondo perdido.

Sigo echando en falta el “lobby” de la moda española para que en esta transición política y al amparo de medidas que ayuden al emprendedor reclame un papel fundamental entre el resto de los sectores abriendo una alternativa en la vía del mercado exterior ,como algunos escasos ejemplos.

Si asociaciones como A.C.M.E. no se postulan para ello seguiremos teniendo el rol “folklórico” que tenemos en la actualidad, y con los políticos cerca sólo cuando el éxito acompañe a marcas españolas en el exterior y no en los momentos de mayor necesidad.

La industria de la moda española la forman las marcas consagradas y un gran número de negocios que luchan por sobrevivir, ténganlo claro y….tomen nota sus señorías!!

...