Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

06 Ago 202008:46

El ‘product placement’ de la marca de moda

El ‘product placement’ de la marca de moda

Ya he tratado el tema con anterioridad y día a día se constata que el emplazamiento de producto de la firma de moda es un soporte publicitario en alza que se muestra en programas, series de televisión y películas.

 

A todos nos vienen a la mente imágenes de conocidas marcas de lujo presentes en la saga de “007” que llegan a su máximo esplendor en entregas como “Casino Royale” o “Quantum of Solace” donde marcas como Brioni, La Perla o Tom Ford en la próxima entrega que se estrena en 2012.

 

Paradójicamente el product placement se sofistica incluso en la película “Volver” de Almodovar con la aparición de un carrito de la compra Burberry falso en manos de Penélope Cruz.

 

Hollywood abusa de este formato pero que otorga, naturalmente, una pingüe fuente de ingresos que ayuda a producir las películas. Asociando el producto y la imagen sofisticada de la marca de moda a los protagonistas no sólo se busca potenciar el impacto visual de la marca si no elevar la demanda y las ventas.

 

¿Cuál es el problema fundamental? El abuso de la inclusión de la marca de moda en todo tipo de programación de entretenimiento puede tener un efecto contrario al buscado. Y es por esto que la marca de moda ha de buscar la aparición pero muy seleccionada y no a cualquier precio y en cualquier situación. Que el coste de la inversión del product placement sea acorde a las expectativas de ventas conseguidas y medidas con posterioridad.

 

Y también con cuidado de no vulnerar la ley ni los derechos de los consumidores porque una publicidad engañosa en este soporte (como en cualquier otro) que pueda inducir a errores en el comprador se considera ilícita.

 

Y otra desventaja puede ser la desvalorización de una marca de moda que se incluya en una serie de televisión que fracase o que sus productos se pongan a la venta en páginas web o por las propias productoras para que el televidente-consumidor pueda obtener las prendas que llevan sus ídolos. Algo que genera beneficio para la cadena pero no tanto para marca que no controla totalmente, en este caso, la percepción positiva de la misma.

 

Al final siempre vamos a lo mismo. Estudio y cuantificación objetiva de lo que significa una inversión en medios publicitarios ,en este caso en el formato de product placement, para valorar y medir la respuesta final que va a tener la marca de moda , elegir dónde nos va a rentabilizar mejor y qué aspectos de la marca buscamos elevar.

 

Tu marca de moda es el mejor activo intangible que tienes por lo tanto no lo manejes con irresponsabilidad empresarial.

...