Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

21 Sep 201708:45

Back Stage

Salvador Maluquer (Texfor): “Hay un retorno de la producción en proximidad, pero discreto”

10 Ago 2011 — 00:00
Compartir
Me interesa

Modaes.- Salvador Maluquer es el secretario general de Texfor, la entidad surgida tras la fusión de las cuatro patronales del textil de cabecera en España. En su opinión, la tendencia a la producción en proximidad es todavía tímida. Maluquer sostiene que si el aumento fuera grande, España no tendrá capacidad suficiente para hacerle frente.

Pregunta: Los indicadores sobre la actividad industrial son positivos. ¿Es un momento dulce para el sector?

 

Respuesta: Dulce no es la palabra adecuada. Continúa siendo una situación dura. En el segundo trimestre de 2011 se han ralentizado las expectativas, tras un buen final de 2010 e inicio de 2011. No sé si las estadísticas lo reflejarán, pero hay que ser prudentes.

 

P.: ¿Cómo se explica esta mejora, tras años de caídas continuadas?

 

R.: Esta situación coincide con un parón en el aumento en el precio de las materias primas, e incluso una reducción en algunos casos. La recuperación se debe a que se ha apostado por los mercados exteriores, que funcionan bien, al contrario que en España.

 

P.: ¿Las empresas están haciendo marcha atrás de sus políticas de deslocalización de actividades industriales?

 

R.: Hay un retorno de la producción en proximidad, pero discreto. No a España, sino al área paneuromediterránea, lo que implica que haya componentes europeos y que la producción aquí se vea beneficiada. La industria textil, en España, Francia o Italia, lo nota. Cuantitativamente quizás no es una tendencia importante, pero influye.

P.: ¿China ha dejado de ser un lugar atractivo para la industria?

 

R.: El productor número uno, China, ha endurecido sus condiciones. No se puede decir que haya perdido su atractivo para la industria, pero es cierto que las condiciones han cambiado. Su mercado local es cada vez mayor y las condiciones son más duras: cantidades mínimas, precios, formas de pago… China ha dejado paso a países como Sri Lanka o Bangladesh.

 

P.: ¿Aumentara esta tendencia en el futuro?

 

R.: Grandes cadenas que llevaron la producción al exterior se han ido acercando. Pero donde más se nota es en los grupos pequeños, que no pueden hacer frente a las nuevas condiciones que exige China. Los chinos están intratables para lo que no son grandes clientes.



P.: ¿España es un buen lugar en el que confeccionar prendas de vestir?

 

 

R.: Para confeccionar, sólo en casos muy especiales. La alternativa son países de proximidad. España era un buen lugar, pero ya no lo es por los costes. En la industria del textil de cabecera, en cambio, la deslocalización ha sido y es inexistente. El aprovisionamiento se hace fuera, naturalmente.

 

P.: ¿Hay capacidad en España para hacer frente a un aumento de la demanda?

 

R.: En confección la capacidad se improvisa muy rápido, pero una planta de tejeduría o acabados es más difícil. En hilaturas, por ejemplo, la tendencia actual ha facilitado el arranque de algunos pequeños talleres. Hay ejemplos de reaparición de talleres, pero son sólo signos. Si la demanda fuera muy fuerte, no habría capacidad para absorberla.

P.: Si realmente aumentara la demanda, ¿habría mano de obra preparada? ¿Se ha perdido know how?

 

R.: Se está perdiendo con cierres, prejubilaciones… es un goteo constante. Es una pérdida de know how, no sólo de escuela, sino de experiencia.

 

P.: ¿Hay buenos centros de formación?

 

R.: No es tanto que no haya escuelas, sino que no hay demanda. Nos hemos colgado una etiqueta de sector en crisis y por tanto no hay atracción, sobre todo de perfiles más técnicos.



P.: ¿Qué opina cuando se dice que la moda española no se vende bien?


R.: En industria, la marca España no tiene importancia, porque lo que se pide son otros elementos. En producto final es un deseo que España llegue a considerarse marca. En mi opinión, es un problema cultural. En España somos muy flojos en márketing, si nos comparamos con Italia o Francia. Todo el país debería centrarse en ello.

 

P.: ¿Industria y distribución son sectores irreconciliables?

 

R.: No son sectores irreconciliables. La industria ha sido muy dura con la distribución, pero a su vez la distribución también aprieta. Los grandes grupos son, por un lado, moda, pero por otro también capacidad de suministro. Si hablamos de moda hecha en España, indudablemente deben ser considerados moda, pero producida en el extranjero.



P.: ¿Qué deben hacer las administraciones para promover el crecimiento del sector?

 

R.: En primer lugar, crear un entorno favorable para la actividad empresarial. No hace falta dinero, sino dejar de poner trabas. En segundo lugar, apostar por el futuro de la industria, incluso en sectores maduros. En tercer lugar, ayudar a la internacionalización de las empresas, algo que ya se está haciendo.

Publicidad
Relacionados
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...