Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

12 Dic 201711:19

h Back Stage

Retrato del consumidor ‘techie’ en España: el negocio de la moda ante la era del móvil

El ecommerce se extiende a todas las franjas de edad y llega ya al 32,1% de la población española.

08 Ago 2016 — 05:00
P. Riaño
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

Retrato del consumidor ‘teky’ en España: el negocio de la moda ante la era del móvil

 

 

Personas mayores de setenta años navegando en Internet, comprando con el móvil o compartiendo contenidos en redes sociales. Esta imagen, casi inédita hace sólo veinte años, forma parte de la normalidad del panorama urbano de las ciudades españolas. Y, más allá de las anécdotas, así lo demuestran también las estadísticas.

 

La llamada brecha digital intergeneracional ha sido un elemento de preocupación desde la popularización de Internet en los años noventa y, con los años, ha caído en desuso. Hoy, casi una tercera parte de los mayores de 65 años han utilizado el ordenador o Internet en los últimos tres meses, frente a las tasas del 7,5% o el 5,1% de hace sólo diez años.

 

La reducción del gap en el uso de las tecnologías entre los consumidores de las diferentes franjas de edad se inscribe en un contexto de plena normalización de la telefonía móvil, el uso de Internet e incluso el comercio electrónico. ¿Cómo utilizan hoy la tecnología los consumidores en España?

 

Según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) correspondientes a 2015, el 95,4% de las personas de 15 a 74 años declaran haber utilizado el teléfono móvil en los últimos tres meses, un dato que concuerda con las estadísticas de extensión de la telefonía móvil que difunde la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (Cnmc): en 2014, España contaba con un parque de 50,8 millones de líneas de telefonía móvil, una cifra superior a la de la población total del país. De estos teléfonos, 36,4 millones contaban con acceso a Internet.

 

 

 

 

 

 

El uso del móvil ya era mayoritario hace diez años, aunque las magnitudes se han extendido notablemente desde 2006, cuando el 83,1% de los españoles (doce puntos menos que en 2015) aseguraba haberlo utilizado en los últimos tres meses.

 

El móvil ha sido, además, una puerta de entrada de miles de usuarios a Internet y, en general, el uso de la informática. En este sentido, si en 2006 sólo el 53,4% de los españoles habían hecho uso de un ordenador en los últimos tres meses y sólo el 47,3% habían accedido a Internet, en 2015 estas tasas suben al 73,8% y al 78,7%, respectivamente.

 

La ascensión de nuevas generaciones nativas digitales también influye notablemente en la creación del perfil del consumidor techie en España. En este sentido, el uso de un ordenador en los últimos tres meses se extiende hasta el 94,6% de la población de 16 a 24 años, que ha utilizado la telefonía móvil en este periodo en el 98,9% de los casos.

 

El uso de la informática y la telefonía móvil se mantiene por encima del 86% y del 98%, respectivamente, entre los españoles de entre 25 y 44 años, para bajar a tasas mínimas del 30,4% y el 82,3% entre los mayores de 65 años.

 

 

Extensión del comercio electrónico

La normalización el uso de las tecnologías informáticas y de las comunicaciones se trasladan, poco a poco, al uso del ecommerce, que tiene en el sector de la moda una de sus claras palancas de crecimiento.

 

Según la Encuesta sobre equipamiento y uso de tecnologías de la información y comunicación en los hogares 2015, durante el año pasado el 32,1% de los españoles aseguró haber comprado a través de Internet en los últimos tres meses. Esta tasa triplica la de diez años tras: en 2006, sólo el 10% de la población declaraba haber realizado una compra online de forma reciente.

 

 

 

 

 

 

Las compras online se han disparado en todas las franjas de edad, si bien los cambios relativos más sustanciales se producen, precisamente, entre las personas más mayores. Así, entre las personas de 65 a 74 años el uso del ecommerce pasó del 0,7% de la población en 2006 al 6,6% en 2015, mientras que entre los ciudadanos de 55 a 64 años el salto fue del 3,8% al 18,6%.

 

Por otra parte, entre los consumidores más jóvenes las tasa han pasado de cerca del 10% a más del 40%. El uso más extendido del comercio online se produce entre los ciudadanos de 25 a 34 años, que dicen haber realizado compras por Internet en los últimos tres meses en el 46,2% de los casos. Entre los menores de 25 años, las compras online llegan al 40,3% de la población, y entre los españoles de 35 a 44 años, al 41,3%.

 

 

Uso del ecommerce por perfil socioeconómico

El uso del comercio electrónico es mayoritario en algunos perfiles sociales en España, con tasas que superan el 70% en determinados segmentos. Por ejemplo, el 64,7% de los residentes con estudios de licenciatura o máster declaran haber comprado online en los últimos tres meses, una tasa que baja al 61,5% entre los doctorados o al 55,1% entre los que tienen títulos de diplomatura o equivalente. En la otra cara de la moneda están los españoles o extranjeros residentes con sólo estudios de educación primaria, entre los que las compras online sólo se producen entre el 3,5%.

 

Por situación laboral, entre los ocupados el uso del comercio electrónico llega al 43,8% de este segmento, mientras que baja al 23,9% entre los desempleados. Asimismo, el 39,4% de los estudiantes declara haber comprado recientemente por Internet, mientras que entre los jubilados esta tasa baja hasta el 9%.

 

 

 

 

Teniendo en cuenta la ocupación, aquellos que trabajan en el sector de las tecnologías de la información y las comunicaciones hacen un uso más habitual del comercio electrónico: en 2015, el 73,8% de las personas de este segmento declaró haber comprado online en los últimos tres meses. Entre aquellos que hacen un trabajo manual, la tasa baja al 23,2%, y aquellos con trabajos no manuales, sube al 52,5%.

 

Otra diferencia significativa se da entre los trabajadores por cuenta propia o ajena: sólo el 38,9% de los autónomos o empresarios compran online de forma habitual, frente al 44,9% de los trabajadores por cuenta ajena.

 

Retrato del consumidor ‘teky’ en España: el negocio de la moda ante la era del móvil

La llamada brecha digital intergeneracional ha sido un elemento de preocupación desde la popularización de Internet en los años noventa.

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...