Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

21 Nov 201707:38

h Back Stage

Oysho, cambio de rumbo para la cadena que más crece de Inditex

La moda íntima de Oysho brilla en el seno de Inditex. La cadena, que en 2014 se convirtió en el segundo concepto de mayor crecimiento del gigante gallego de la gran distribución de moda...
19 May 2015 — 04:47
Carolina P. Cela
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

La moda íntima de Oysho brilla en el seno de Inditex. La cadena, que en 2014 se convirtió en el segundo concepto de mayor crecimiento del gigante gallego de la gran distribución de moda, implanta una nueva imagen en su red de tiendas con la que eleva su posicionamiento. Oysho gana también cuerpo en la estrategia online de la compañía presidida por Pablo Isla con la incorporación a la plataforma china Tmall.

 

Oysho inaugura hoy su tienda online en China a través de Tmall. Este lanzamiento realza la presencia y el desarrollo de la marca en el mercado asiático, como ya lo ha hecho Inditex con Zara, Massimo Dutti o Stradivarius. Oysho está presente en China desde 2011 y cuenta con más de 50 tiendas en 38 ciudades del país asiático.

 

Desde su nacimiento, en 2001, Oysho ha tejido una red de 575 establecimientos en todo el mundo. El pasado 14 de mayo, Oysho puso en marcha su mayor tienda del mundo, en el centro de Barcelona, en Paseo de Gracia. La cadena, que ya cuenta con un establecimiento en esta calle, da rienda suelta en una combinación de lujo y sencillez en una tienda de 400 metros cuadrados con luz natural y tres plantas de altura.

 

Oysho se presenta con una imagen renovada en el establecimiento que, hasta ahora, ocupaba Caramelo. El interiorista Lázaro Rosa Violán ha sido el encargado de darle forma y un nuevo aire al establecimiento, donde las piezas de baño, la lencería, el sleepwear y la ropa de deporte cobran protagonismo por encima de la sencillez del decorado. La luz natural y el espacio abierto, son algunas de las características de esta tienda. Ninguna otra tienda de la cadena tiene probadores y cajas repartidos por sus plantas.

 

El flagship tiene divididas sus colecciones en tres diferentes alturas. En la primera y bajo una gran pantalla de LED, está implantada el beachwear, que, según la encargada del establecimiento “es la que más se vende en esta temporada”. En la segunda, la lencería y el sleepwear visten la planta, aunque dependiendo de la temporada las colecciones van rotando. La última planta es la más singular del establecimiento. Tiene el suelo de parqué, luz natural y una gran terraza con vistas a Paseo de Gracia. Como si de una sala de gimnasio se tratara, con sus banquetas y cojines, el último nivel de la tienda acoge la colección Gymwear. El nuevo establecimiento contará con colecciones exclusivas que sólo se podrán encontrar en este nuevo espacio.

 

Presente hoy en cuarenta mercados, Oysho abrió su primera tienda a finales de 2001 en la calle de Doutor Teixeiro de Santiago de Compostela. Para introducirse en moda íntima, Inditex decidió apostar por un valor seguro y recurrió a Sergio Bucher (actualmente en Amazon), que en aquel momento trabajaba en Women’secret, el formato del mismo segmento de Grupo Cortefiel. Junto a él, parte del equipo de Women’secret formó el equipo inicial de Oysho.

 

Bucher permaneció tres años al frente del proyecto de Oysho. El ejecutivo fue relevado como máximo responsable de la cadena por Carmen Sevillano, formada en la cantera de Inditex y hasta entonces responsable de la lencería de Zara. Sevillano se mantiene actualmente como directora general de Oysho.

 

El cambio de rumbo de Oysho está teniendo efecto en sus cuentas. La cadena finalizó el ejercicio 2014 (cerrado el pasado enero) como el segundo concepto de Inditex con mayor crecimiento, solamente por detrás de Zara Home.

 

Oysho registró en 2014 un aumento del 18% en sus ventas, que se situaron en 416 millones de euros, frente a los 353 millones de euros del ejercicio anterior. Pero el peso de las ventas de Oysho en el conjunto del grupo es todavía pequeño, con sólo un 2,3% del total, por delante del 0,4% de Uterqüe y por detrás del 3% de Zara Home.

 

El concepto de moda íntima de Inditex fue la cadena que más aumentó su rentabilidad el año pasado. En concreto, Oysho cerró el ejercicio con un ebit de 65 millones de euros, lo que supuso un incremento del 63% respecto a 2013, por delante del 47% de mejora que registró Zara Home y del 2% de incremento de Zara.

 

A cierre de 2014, Oysho contaba con una red de 575 establecimientos (la sexta mayor cadena del grupo), 510 de los cuales eran tiendas propias y 65, franquicias. La cadena finalizó 2014 con 26 tiendas más que un año antes y aumentó un 7% la superficie de venta, hasta contar con un total de 84.193 metros cuadrados de superficie.

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...