Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

24 Ene 202112:41

Patrocinado por:

Observatorio de la moda en España: perspectivas 2020 ¿cómo prepararse para un año de retos?

Los retos del sector de la moda en 2020 continuarán siendo los mismos, pero ante un desafío mayor: la desaceleración económica y la sombra de una nueva crisis.

20 Ene 2020 — 04:40
C. Juárez
Especiales relacionados
Compartir
Me interesa

 

Observatorio de la moda en España: perspectivas 2020 ¿cómo prepararse para un año de retos?

 

 

¿El sector es permeable a la economía? ¿Está la moda más preparada ante una inminente crisis? ¿Cuáles son las palabras que marcarán al sector en la nueva década? ¿Y los errores a evitar? Estos fueron algunos de los focos de debate en la última edición del Observatorio de la Moda en España, una serie de encuentros organizada por Modaes.es para debatir sobre aspectos clave del sector. Patrocinada por Analyticalways, la sesión celebrada el pasado 4 de diciembre se desarrolló bajo el título Perspectivas 2020: ¿Cómo prepararse para un año de retos? y contó con la introducción de Jaime Díez, client director en Kantar.

 

“En los últimos años han llegado cambios y realidades para quedarse”, explicó Díez en el inicio de la sesión. Cambios en los hábitos del consumidor, sostenibilidad y tecnología y competencia son, según el consultor, las nuevas realidades del sector.

 

En primer lugar, Díez apuntó que el cliente de hoy es un consumidor experto, que ha aprendido a comprar barato y ahorrar comprando, impulsado, en gran medida, por el clima de descuentos que las compañías ofrecen durante todo el año.

 

 

 

 

Por otro lado, existe un reto demográfico, según el experto. “Estamos en un momento en que no hay crecimiento de la población, hay menos niños, y una gran parte de los jóvenes sufre precariedad”, apuntó Díez. “En este escenario, la población adulta es más relevante para las empresas de moda”, señaló. Sin embargo, “este consumidor tiene que aprender a incorporar nuevos canales que antes no tenía y abrirse a nuevos estilos de vida”, explicó.

 

Además, “existe una gran competencia entre retailers, todos luchan contra todos, por lo que las empresas tienen una necesidad constante de reclutar nuevos clientes, nadie es fiel”, apuntó Díez. Además, “en los últimos tres años hemos sufrido una situación de estancamiento y ajuste severo, hasta el punto de preguntarnos si hemos tocado fondo”, explicó Díez. “Ese ajuste se traduce en los precios, y el consumidor es muy sensible a los vaivenes en este contexto”, prosiguió el consultor. El reto en este escenario es llevar a cabo nuevas iniciativas en plena incertidumbre, porque el sector “no es independiente a la economía”, añadió Díez.

 

“La coyuntura influye muchísimo, está en la mente de todo el mundo, sobre todo del consumidor”, coincidió Montserrat Figueras, directora general de SystemAction. “Ahora el consumidor prefiere destinar el dinero a momentos de su vida que le den felicidad”, argumenta la directiva.

 

 

 

 

“Cuando empieza a apretar el bolsillo, la moda es uno de los primeros sectores que deja de ser un bien de primera necesidad”, compartió Sergio Almeida, area manager de Salsa Jeans. “Con la crisis, las compras son más pensadas y racionales, y nos jugamos más en la medida que entran nuevos players con precios inferiores”, continuó el directivo. En ese sentido, Ana Cruz, directora de márketing de Analyticalways, señaló que “estamos entrando en un momento de recesión, el consumidor siente miedo, y la moda es un gasto superfluo”.

 

“Todavía está muy fresco lo que pasó hace diez años”, opinó, por su parte, Mònica Moran, directora de wholesale de Lacoste para España. “Estamos pagando lo que hicimos hace diez años: quitarnos de encima el stock y tirar la marca”, continuó Moran. “Aunque nos hemos ido recuperando, nos hemos quedado con la política del descuento”, señaló la directiva.

 

En cuestión de promociones y política de precios, todos los directivos se pusieron de acuerdo en que el mayor reto del sector en los últimos años, y en los años que vienen, son las promociones. “Si no hacemos promociones nos morimos”, lamentó Luis Salas López, consejero delegado de Bosanova. Pero la competencia es el factor clave en esta política, coincidieron los directivos.

 

“Tenemos miedo a la competencia, no queremos que nadie nos pise”, apuntó Katia Vilagines, fundadora de Kaotiko. Black Friday, mid season sales o semana de oro son algunos de los nombres que ha puesto la moda para incentivar el consumo, “pero al final es como adelantar las rebajas”, explica Mónica Cantor, directora general de Hunkemöller en España, “y el cliente ya se ha acostumbrado”, añadió Bárbara Bruno, fundadora de Tinycottons.

 

 

 

 

La sostenibilidad es una de las palabras que más han marcado los últimos años en la moda. “La crisis también es de valores, no sólo de economía”, alertó Vilagines. “Hay que preocuparse por esto y hay que empezar a hacer algo, porque ya lo estamos haciendo tarde”, confesó Almeida. La palabra global, según Cantor, también ha formado parte del sector en los últimos años, “así como social media”, señaló la directiva. “También tecnología, aunque no hemos sabido estar a la altura”, explicó Moran. “Hoy en día la tecnología se ha democratizado y existen menos barreras, eso es un punto positivo a tener en cuenta”, apuntó Cruz.

 

Ante la pregunta de qué errores tiene que evitar la moda de cara al nuevo ciclo, todos los directivos lo tuvieron claro: los descuentos. “Tenemos que dejar de prostituir los precios”, señaló Moran y “dejar de tener falta de control”, apuntó Vilagines. “El Black Friday irá desapareciendo y en la próxima década no existirá, nos vamos concienciando poco a poco”, coincidió Figueras. Almeida, por su parte apuntó que el futuro pasa por no cometer excesos, “ser muy racionales y metódicos, cuando empiezas a entrar en locura pierdes el control.

 

En ese sentido, Salas añadió que “las marcas ya están retrocediendo en la política de descuentos”. “No tener al cliente como primera opción”, apuntó Bruno, por su parte. Además la directiva señaló que “el futuro es online, por lo que hay que evitar problemas ahí”.La marca también es otro de los elementos a tener en cuenta para los próximos años, según los ejecutivos. “Es muy importante trabajar para que los clientes formen parte de ella”, concluyó Moran.

 

 

Publicidad
Relacionados
Comentar
Compartir
...