Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

20 Ene 202121:20

Moda, el último gran desconocido del emprendimiento

El director general de la aceleradora de start ups Lanzadera analiza las retos de emprender en el sector y expone algunos de los proyectos empresariales jóvenes más novedosos de los últimos años. 
19 Oct 2017 — 04:49
Tribuna: Javier Jiménez
Compartir
Me interesa

Moda, el último gran desconocido del emprendimiento

 

 

En ocasiones nos preguntamos: ¿es la moda el último gran desconocido del empren­dimiento? Parece que emprender en el sector de la moda es un tema escabroso, sin grandes expectativas, con muchos miedos e inquietudes.

 

Miedos e inquietudes que se infunden en el hecho de no encontrar la sinergia entre la creatividad y la rentabilidad del negocio, y es que el fluir bajo el mar de las tendencias, las instagrammers, la competencia e incluso el DIY (hazlo tú mismo, por sus siglas en inglés) da pánico y pone freno a todo aquel que decide emprender en este sector.

 

Como decía Renzo Rosso, fundador y pre­sidente de Diesel, “la moda es inspiración, creatividad e intuición; pero también organi­zación, estrategia, gestión y estos elementos, aparentemente discordantes, deben convivir y conjugarse para asegurar el éxito de una idea empresarial en el mundo de la moda”. Esa parte de gestión de empresa no se puede descuidar y siempre es más fácil emprender si tienes a alguien que te apoya en los campos que te son desconocidos.

 

 

 

 

En España parece que Inditex ha sido uno de los pocos capaces de lograr unir ambos mundos: diseño y empresa. Amancio Ortega, con su constancia y visión de negocio, ha logrado expandir la industria de la moda más allá de nuestras fronteras. En él hemos tenido un gran ejemplo de persona trabajadora y luchadora, que ha sabido conjugar logística, diseño y gestión consiguiendo democratizar la moda y hacerla a escala global mucho más accesible para todos los públicos.

 

Pero él no ha sido el único que se ha atrevido con esta aventura a la que llamamos empren­der. En este sector, dentro de Lanzadera hemos contado con grandes equipos que han destacado, entre miles de proyectos presentados, por algunas de las caracterís­ticas fundamentales que se necesitan para ver la luz en este mercado tan competitivo e impulsado, en sus últimos años, por el pronto moda y las producciones deslocali­zadas. Características como la innovación, la creatividad artística, la democratización comercial o el compromiso social son al­gunas de las que podemos encontrar en los siguientes proyectos.

 

Es el caso de Sepiia, que ha lanzado al mer­cado una camisa que no se mancha, que no coge olor y que no se arruga (gracias a la modificación de la tensión superficial de su tejido, una fibra de poliéster más estable), o de El Mito de Gea, que ha entrado en el sector de los accesorios con sus joyas hechas a mano, evocadoras del universo mitológico.

 

 

 

 

Pero si hay un subsector del negocio de la moda que ha sido activo en la emprende­duría en España es el cuero y el calzado. Algunos ejemplos son el de Mmartinyca, especializada en abarcas, un calzado único en nuestro país, que usa la rueda de neumáticos reciclada tal y como se elaboraba antaño el calzado para los marineros y campesinos menorquines. O

Miemana, un proyecto de moda con impacto social basado en la producción de bolsos y artículos de cuero mediante la incorporación de personas con discapacidad en el proceso de producción. Ribags, mochilas fabricadas artesanalmente para amantes del viaje, y Belfry, accesorios de piel customizados para hombre. Todos ellos son ejemplos de proyectos del sector de los complementos de moda que permiten a los emprendedores vivir de lo que les gusta y crear los productos en los que creen.

 

Pero, sin duda, la característica fundamental para lograr cumplir los objetivos marcados de cualquiera de estos proyectos y empresas ha sido el equipo. Un equipo estructurado con una buena organización, motivado por la pasión y conducido por el camino del esfuerzo. Factores que, unidos a la curiosidad por el cambio, por lo que hace la competencia, por las tendencias, en definitiva, curiosidad por la moda, hacen que el interés por este mundo sea una constante en todas nuestras ediciones de Lanzadera.

 

Ánimo a todo aquel que decida emprender en este sector a encontrar la concordancia entre creatividad, innovación, diseño, comercialización y gestión teniendo en cuenta siempre el factor humano que, sin duda, es el gran nexo de unión entre todos los factores para que una gran idea se convierta en un gran proyecto.

 

 

 

Javier Jiménez es el director general de Lanzadera.

Publicidad
Comentar
Compartir
...