Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

26 Ene 202122:35

Consumidores, entre la voluntad y el bolsillo: demandan sostenibilidad, pero dan la espalda a la segunda mano

Pese a pedir más transparencia y sostenibilidad a las compañías de moda, sólo el 14% de los consumidores compra ropa de segunda mano, y el 39% espera a las rebajas para gastar.

11 Ene 2021 — 14:12
Modaes
Compartir
Me interesa

Consumidores, entre la voluntad y el bolsillo: demandan sostenibilidad, pero dan la espalda a la segunda mano

 

 

Los consumidores quieren ser más responsables, pero su gasto no refleja su voluntad. En los últimos años, los clientes se han mostrado más preocupados en materia de sostenibilidad y transparencia, según un estudio de Fashion Revolution. Esto, sin embargo, no se ve reflejado en su gasto.

 

El 69% de los consumidores quiere saber dónde se ha producido su ropa, un aumento de 10 puntos porcentuales respecto a 2018, cuando se realizó la misma pregunta. Asimismo, el 71% de los encuestados cree que los gobiernos deberían poner en marcha mecanismos que permitieran comprar moda de una forma más sostenible. El 70% de clientes coincide, además, en que los gobiernos son una pieza clave para garantizar que los artículos de moda se produzcan de forma sostenible.

 

Pese a la preocupación que dicen mostrar por la sostenibilidad, sólo el 14% de los clientes compra ropa de segunda mano en vez de prendas nuevas. El 39%, por su parte, afirma haber esperado al periodo de rebajas para comprar ropa nueva, mientras que sólo el 31% afirma haber adquirido prendas pensadas para durar en el tiempo. El 4%, por otro lado, declara comprar y vestir artículos según las tendencias de moda.

 

 

 

 

Los consumidores siguen repitiendo los patrones de compra ya existentes. No obstante, el 72% de los encuestados considera importante que las compañías del sector tengan certificaciones éticas, y el 80% de los entrevistados opina que es importante que las empresas tengan alguna certificación de sostenibilidad.

 

El 75% de los preguntados concuerda, además, en que las empresas de moda deberían esforzarse más en mejorar la vida de las mujeres que trabajan en la producción de piezas de ropa y calzado, lo que representa un incremento de tres puntos porcentuales respecto a 2018.

Publicidad
Comentar
Compartir
...