Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

Líder en información económica del negocio de la moda

31 May 202016:21

De Nike a Burberry: los gigantes de la moda, en alerta por el coronavirus

Grupos como Nike, Burberry o Capri, que tienen en China uno de sus principales mercados, han anticipado ya el impacto que tendrá la crisis en sus cuentas anuales.

10 Feb 2020 — 04:42
F. T. Ngo Bii
Temas relacionados
Compartir
Me interesa

Cierres, restricciones y menos tráfico: los gigantes de la moda ante la crisis del coronavirus

 

 

Tiendas cerradas, horarios reducidos y menos tráfico. La crisis del coronavirus, que ha dejado ya más de 800 muertos, según los últimos datos, ha puesto en stand by el retail en uno de los mayores mercados para la moda en el mundo. En las últimas semanas, gigantes como Nike, Burberry o Estée Lauder han alertado ya a sus inversores del impacto que esto podría suponer en sus cuentas anuales, aunque la mayoría siguen reafirmando su apuesta por el país y confían en que el consumo se reactive en cuanto se solvente la crisis.

 

El impacto es todavía mayor en Hong Kong, donde el comercio lleva casi un año sufriendo cierres por las protestas sociales que estallaron en el país en junio de 2019 y la consecuente caída del turismo.

 

“Creemos que el coronavirus va a reducir sustancialmente el tráfico en tiendas en China y en los países vecinos, podría impactar negativamente al turismo chino y es probable también que cause disrupciones en las cadenas de aprovisionamiento”, apuntó el analista Oliver Chen, de Cowen, la semana pasada en un comunicado. 

 

 

 

 

Nike fue uno de los primeros grupos que han anticipado el impacto que la crisis del coronavirus puede tener en su negocio. El pasado miércoles, el grupo explicó en un comunicado que espera que “la situación tenga un impacto material” en sus operaciones en China. Con todo, el grupo subrayó que “la marca Nike y nuestro impulso con el consumidor chino continúa siendo fuerte, como se refleja en la fortaleza de nuestro comercio online”. La empresa ha cerrado la mitad de sus tiendas propias en China y el resto están operando con horario reducido.

 

Capri, dueño de Michael Kors, Jimmy Choo y Versace, ha sido uno de los grupos que ha detallado más el impacto que anticipa en sus cuentas. Coincidiendo con la publicación de sus resultados trimestrales, la empresa ha explicado que prevé que la situación en China suponga alrededor de 100 millones de dólares menos de ingresos en este ejercicio.

 

A 5 de febrero, 150 de las 225 tiendas que el grupo tiene en China continental están cerradas y el resto operan con horario reducido y han registrado caídas de tráfico.

 

 

 

 

La última empresa en alertar del impacto de la crisis es Burberry. El grupo ha cerrado 24 de sus 64 tiendas en el país y el resto también han reducido su horario de atención al público y están registrando “caídas significativas de tráfico”, según explica la compañía en un comunicado.

 

La empresa también añade que los patrones de gasto de los consumidores chinos en Europa y otros destinos turísticos no han registrado cambios hasta ahora, pero “dado el aumento en las restricciones turísticas anticipamos que empeoren en las próximas semanas”.

 

“Aunque no podemos predecir cuánto va a durar esta situación, confiamos en nuestra estrategia; mientras tanto, estamos tomando acciones para mitigar su impacto y asumiendo todas las precauciones para asegurar la seguridad y el bienestar de nuestros empleados”, apuntó Marco Gobbetti, consejero delegado de Burberry. 

 

La empresa cierra su ejercicio en marzo, por lo que lo que el impacto en las cuentas de este año será limitado, pero prevé realizar otro comunicado tras el cierre del año fiscal

 

 

 

 

China es uno de los motores de crecimiento de Ralph Lauren. El grupo estadounidense creció un 30% en el país en el último ejercicio, aunque sólo representa un 4% de su facturación total. La compañía ha cerrado la mitad de sus 110 tiendas en China y ha comenzado a diversificar su aprovisionamiento.

 

VF ha sido más contenido en su mensaje, afirmando que “aunque el coronavirus impactará en nuestros resultados en Asia Pacífico a corto plazo, la oportunidad de crecimiento de VF en China y en la región de Asia Pacífico es significativa y los fundamentales de nuestro negocio son fuertes”.

 

El 60% de las tiendas del grupo en la región están actualmente cerradas. Asia Pacífico copa el 12% de las ventas del grupo y sólo Asia continental representa un 6%. China es también uno de los principales hubs productivos del grupo, copando el 16% de la producción total.

 

 

 

 

También los gigantes de la cosmética han emitido comunicados similares. L’Oréal ha anticipado que “tendrá un impacto temporal en el mercado de la cosmética en la región y por tanto en nuestro negocio en China y travel retail en Asia, aunque es muy pronto para valorarlo”.

 

El gigante francés también ha explicado que crisis similares como las de los virus Sars o Mers han demostrado que después de un periodo de perturbación el consumo se reactiva con más fuerza.

 

Estée Lauder también actualizó sus previsiones para el cierre del ejercicio tras registrar caídas en travel retail y en los centros comerciales de la región. “Estaremos preparados para retomar el crecimiento cuando se resuelva la crisis global del coronavirus”, aseguró Fabrizio freda, consejero delegado del grupo. 

 

 

 

 

La crisis ha impactado también en la agenda ferial dentro y fuera de China. La feria estadounidense NW Materials Show, especializada en componentes para el calzado y prevista para esta semana en el Oregon Convention Center, ha sido pospuesta. Sin embargo, Première Vision Sport, que se celebra en el mismo recinto en las mismas fechas, sí se celebrará, con una previsión de 2.500 visitantes.

 

El gobierno estadounidense ha prohibido la entrada en el país a extranjeros que hayan visitado China en las últimas dos semanas, lo que limitará notablemente la asistencia de visitantes del país.

 

Messe Frankfurt también ha decidido posponer la celebración de sus tres ferias textiles en Shanghái: Intertextile Shanghai Apparel Fabrics, Yarn Expo e Intertextil Shanghai Homes Texitles, previstas para el marzo.

 

La edición china de Ispo, especializada en deporte y prevista para el 12 de febrero en Pekín, también ha sido cancelada para “proteger la salud y la seguridad de nuestros expositores, visitantes y el público general”. También se han pospuesto Chic Shanghai y Denimsandjeans Japan, prevista en Tokio para principios de marzo.

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...