Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información sobre nuestra: Política de cookies

Líder en información económica del negocio de la moda

22 Nov 201721:16

h Back Stage

Chow Tai Fook, el ‘Tiffany asiático’, se erige como el líder mundial de la joyería

11 Jun 2015 — 04:45
F. Marín-Camp
Compartir
Me interesa

Ni los diamantes de Tiffany, ni los de Cartier. El mejor amigo de las mujeres es ahora el gigante asiático Chow Tai Fook, que se erige como el primer grupo joyero a nivel mundial. Tras dispararse un 34,8% en 2013, las ventas anuales de la compañía rozaron los 10.000 millones de euros (9.979 millones de dólares), sacudiendo de arriba abajo el mapa internacional de la joyería.

 

Con sede en Hong Kong, la facturación de Chow Tai Fook se sitúa por delante de otros grandes grupos de lujo como Kering, L’Oréal, Ralph Lauren, Shiseido, Rolex o Hermès. La irrupción de este operador es un buen ejemplo del peso cada vez mayor de las compañías asiáticas de lujo en el panorama internacional, según se desprende del informe Global Powers of Luxury Goods 2015, elaborado por Deloitte.

 

En el top 100 de este año, LVMH revalida su posición como líder del lujo mundial. Las ventas del conglomerado francés del lujo ascendieron a 38.717 millones de dólares (34.314,5 millones de euros). Richemont y Estée Lauder ocuparon la segunda y tercera posición, con 14.275 millones de dólares (12.651,8 millones de euros) y 10.969 millones de dólares (9.721,7 millones de euros), respectivamente.

 

 

Chow Tai Fook, que cotiza en la bolsa de Hong Kong, se situó en la cuarta posición. El grupo es un auténtico desconocido para el grueso de los consumidores occidentales de lujo. Sin embargo, cuenta con más de 2.200 puntos de venta repartidos en países como Estados Unidos, China, Singapur, Malasia y Corea del Sur. Su modelo de negocio es vertical; pasa por la adquisición de la materia prima, el diseño, la producción, el márketing y las ventas.

 

Emulando la estrategia que siguen algunos de los líderes del lujo en occidente, Chow Tai Fook creció en 2013 a través de adquisiciones. En concreto, la compañía se hizo con el grupo estadounidense de joyería Hearts On Fire el pasado agosto. La compra permitió a Chow Tai Fook incrementar considerablemente su presencia internacional. Los orígenes de la empresa se remontan a 1929.

 

Los pequeños gigantes asiáticos

China y los países asiáticos son la cuna de otras importantes compañías de lujo. Lao Feng Xiang, Chow Sang Sang o Luk Fook, con sede en China, han registrado un importante crecimiento en el último ejercicio. Su tamaño sigue siendo menor al de Chow Tai Fook, pero sus ventas superan, año tras año, algunos de los principales grupos del sector a nivel mundial.

 

Lao Fang Xiang también se dedica a la joyería. En 2013 facturó 5.329 millones de dólares (4.723 millones de euros), un 17,6% más que el año anterior, ocupando el número dieciséis en el top 100 de este año y desbancando a Tiffany, Burberry y Hugo Boss. De cerca le sigue la hongkonesa Michael Kors que, tras elevar sus ventas un 51,8% en 2013, se situó en 3.311 millones de dólares (2.934,5 millones de euros).

 

Las también hongkonesas Chow Sang Sang y Luk Fook colocaron sus joyas en los puestos 24 y 25, respectivamente. La primera registró unas ventas de 3.242 millones de dólares (2.873,3 millones de euros) en el ejercicio 2013, un 34.2% más que el año anterior. Luk Fook, por su parte, disparó el crecimiento un 46.6%, con una cifra de negocio de 2.477 millones de dólares (2.195,3 millones de euros). Ambas se situaron por encima de Dior y de la catalana Puig, la primera empresa de lujo española que aparece en el listado de Deloitte.

 

 

España, donde menos crece el lujo

La consultora incluye cinco compañías españolas en su informe. Además de Puig, que ocupa el puesto número 28, con una facturación en 2013 de 1.995 millones de dólares (1.768 millones de euros, según datos recogidos en el informe) y un repunte del 0,7%. Le sigue Textil Lonia, en la posición número 69, con 389 millones de dólares (344,7 millones de euros) y un aumento del 3,9%. Las tres restantes, registraron un retroceso en su cifra de negocio: Tous, en el puesto 74 (365,5 millones de euros, con una caída del 1,3%); Festina Lotus, en el 81 (309,1 millones de euros, con un 6,2% menos), y San Patrick, el dueño de Pronovias, que ocupa el número 93 (236,9 millones de euros, con un retroceso del 2,0%).

 

En comparación con los otros países analizados, las empresas españolas fueron las que registraron un crecimiento medio más débil en comparación con los otros países analizados. Las dos mayores, Puig y Textil Lonia, incrementaron su facturación, pero el retroceso en las ventas de las otras tres compañías frenó el crecimiento medio de las empresas españolas. El estudio destaca la adquisición de Penhaligon’s y de L’Artisan Parfumeur por parte de Puig como la quinta mayor adquisición de todas las completadas hasta abril de 2015.

Publicidad
Compartir
Normas de participación

info@modaes.es

 

Política de validación de los comentarios:

 

Modaes.es no realiza validación previa para la publicación de los comentarios. No obstante, para evitar que comentarios anónimos afecten a derechos de terceros sin capacidad de réplica, todos los comentarios requieren de un correo electrónico válido, que no será publicado.

 

Escribe tu nombre y dirección de email para poder opinar sobre esta noticia: tras hacer click en el enlace que encontrarás en el correo de validación, tu comentario será publicado.

0 comentarios — Se el primero en comentar
...