Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

22 May 202221:16

Afterwork: Jaume Miquel, menos ‘doers’ y más ‘thinkers’

“Soy un tío con suerte, pero la suerte hay que buscarla sin cansancio”, dice Jaume Miquel mientras echa un sobre de sacarina a su café solo, sentado en un rincón del bar del Hotel Omm de Barcelona. El director general de Women’secret, en cuyo habla se entrevé...
14 Ene 2016 — 04:47
Pilar Riaño
Compartir
Me interesa

QUIÉN

Jaume Miquel

 

CARGO Y ESPECIALIDAD

Director general de Women'secret. “Lo mío
en retail es algo raro. Vengo de la publicidad”

 

DÓNDE

Hotel Omm, en Barcelona

 

QUÉ

Café solo. “Con sacarina, por favor”

 

CUÁNDO

17.45 h.

 

FIN DE SU JORNADA LABORAL HABITUAL

“No hay hora. Podría contarle un chiste al respecto, pero me lo ahorro...”

 

 

 

 

“Soy un tío con suerte, pero la suerte hay que buscarla sin cansancio”, dice Jaume Miquel mientras echa un sobre de sacarina a su café solo, sentado en un rincón del bar del Hotel Omm de Barcelona. El director general de Women’secret, en cuyo habla se entrevé un tímido acento catalán, lleva años afincado en Madrid, donde ha desarrollado su carrera.

 

Miquel inició su trayectoria profesional en el negocio de la publicidad, pero ha terminado al frente de una de las primeras cadenas de moda íntima de Europa. Tal y como él mismo explica, “en retail, lo mío es atípico: la mayoría viene de compras, yo de publicidad y márketing”. Tras ocho achos en publicidad (trabajó, por ejemplo, en Tiempo/BBDO), se cansó “de estar entre el creativo y el cliente”. “Me apetecía decidir”, dice.

 

Dos años antes de dar el salto a la moda, empezó a planificarlo. “Estudié en Esade y en Iese y, en el camino, apareció Levi’s”, recuerda. Miquel aterrizó en la empresa estadounidense “en la época en que Levi’s vendía cuatro millones de unidades en España” y terminó dando el salto a Dockers, donde estuvo basado en Londres. De su etapa en Dockers recuerda la capacidad de “jugar” pese a formar parte de una gran multinacional, algo que traslada a una de sus máximas: “en la empresa es importante no tener sólo doers, sino también thinkers”.

 

En 1998, Miquel sintió la necesidad de regresar a España y lo hizo con Timberland, donde se incorporó como director comercial para España y Portugal y terminó, en 2004, como director general para el sur de Europa. “En Timberland tenía un plan de carrera, de vida, pero me apetecía cambiar y, de nuevo, en el camino apareció Women’secret”, explica mientras hace referencia a su buena suerte.

 

"Si te sientes bien tratado, piensas que te van a perdonar los errores; quería salir de mi zona de confort, que es algo que busco siempre”

 

Y, así, Miquel vuelve a recordar otra enseñanza que ha convertido en máxima. “En Timberland podría haber estado toda la vida, pero si te sientes bien tratado, piensas que te van a perdonar los errores; quería salir de mi zona de confort, que es algo que busco siempre”, afirma.

 

Tras haber vivido varios procesos de selección, Miquel se declara contrario al sistema tradicional de entrevistas. “En ciertos niveles, hay que hablar del proyecto, de la visión -dice-; hay que fichar menos de talonario y gastar más tiempo en que las dos partes compartan el camino”. Y, ¿qué características busca en un fichaje? “Que sea buena gente; que no sea arrogante, porque la arrogancia te lleva a escuchar menos y, eso, a ser peor; que tenga punto de vista; que trabaje en equipo y que técnicamente sea un diez”, afirma.

 

Reconoce que la peor situación de su carrera ha sido la crisis económica reciente y que eso le ha hecho crecer. “En el 92 viví la crisis en publicidad, vi despedir al 30% de mis colegas, pero lo de ahora ha sido un tsunami”, confiesa.

 

“Cada vez tengo más claro que mi trabajo es, con humildad, saber hacia dónde vamos, definir las líneas estratégicas -afirma-; no me gusta el micromanagement: todos debemos tener claro hacia dónde vamos y ¡a correr!”. “El micromanagement frena la iniciativa y la creatividad y, sin creatividad y frescura, la gente se estrella”, concluye.

Publicidad
Comentar
Compartir
...