Le informamos que en esta Web utilizamos cookies propias y de terceros para recabar información sobre su uso, mejorar nuestros servicios y, en su caso, mostrar publicidad mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Puede aceptar expresamente su uso pulsando el botón de “ACEPTAR” o bien configurarlas y seleccionar las cookies que desea aceptar o rechazar en los ajustes. Asimismo, puede obtener más información sobre nuestra política de cookies aquí.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para proporcionar una mejor experiencia de usuario. Usted puede ajustar sus preferencias o retirar su consentimiento a determinadas Cookies en cualquier momento. Nosotros tratamos los datos personales obtenidos a través del uso de Cookies (como por ejemplo cookies propias o de terceros) para las finalidades descritas en el Aviso de Privacidad y en la Política de Cookies disponibles en nuestra página web. Para consentir el uso de Cookies y acceder a la página web, pulse “Acepto”.

Líder en información económica del negocio de la moda

07 Dic 202109:56

Abercrombie, acusada de discriminación

25 Jun 2009 — 00:00
Compartir
Me interesa
La firma estadounidense Abercrombie & Fitch ha llevado muy lejos su política de imagen. O al menos eso cree Riam Dean, una londinense estudiante de Derecho que ha demandado a la empresa por discriminación tras perder su trabajo por mostrar en público la prótesis de su brazo izquierdo.Según el diario The Telegraph, cuando la británica accedió al puesto de trabajo fue destinada al almacén porque su imagen no coincidía con la del resto de dependientes de las tiendas de Abercrombie. Además, la empleada debía utilizar un jersey de manga larga para esconder su brazo. El día en que Dean decidió contradecir estas órdenes, fue despedida.La joven ha presentado una demanda en el Tribunal Central de Trabajo de Londres y reclama a la compañía británica una indemnización de 25.000 libras esterlinas (29.429 euros). Hace cuatro años, Abercrombie debió pagar 25 millones de libras (29 euros) a nueve ex empleados, que acusaron a la empresa de relegarlos a turnos de noche y tareas de almacén por pertenecer a un grupo étnico que no casaba con la imagen de la firma.Según el diario británico, una portavoz de Abercrombie ha defendido la actuación de la compañía y asegura que la empresa lleva a cabo una política de antidiscriminación.
Publicidad
Comentar
Compartir
...